ARISTIDE, CRITICADO POR ROBERT MALVAL

ARISTIDE, CRITICADO POR ROBERT MALVAL

El primer ministro de Haití, Robert Malval, considera que el presidente haitiano en el exilio, Jean Bertrand Aristide, no quiere regresar a su país y prefiere ser un símbolo mítico en el extranjero. En declaraciones al diario The New York Times publicadas ayer, Malval criticó a Aristide, al que considera tan responsable del sufrimiento y la situación del país como el general que le apartó del poder en 1990 con un golpe de estado militar, Raoul Cedras.

21 de diciembre 1993 , 12:00 a.m.

El país está atrapado entre un hombre que se resiste a dimitir (Cedras) y un hombre que ha elegido permanecer en el extranjero como una especie de abanderado o un símbolo mítico (Aristide) , declaró Malval, quien, la semana pasada, presentó su dimisión tras el fracaso de sus esfuerzos para convocar una conferencia nacional en Haití.

La iniciativa fue rechazada por Aristide, quien, según Malval, es un hombre con un serio problema de ego y que, junto con sus asesores en el exilio, juega con nuestras vidas y con el futuro de Haití .

Por su parte, Aristide le respondió a Malval que no regresaría a Haití por problemas de seguridad.

El diario publica también declaraciones del asesor estadounidense de Aristide, Robert White, quien señaló que el Presidente haitiano temía que, de haberse celebrado la conferencia nacional, se le limitaran sus poderes. nEE.UU. insiste De otro lado, fuentes oficiales dijeron que el presidente de Estados Unidos, Bill Clinton, está estudiando nuevas formas de superar el estancamiento de la crisis política de Haití, una vez perdidas las esperanzas de que los líderes haitianos celebren una conferencia nacional.

Todos aquellos que confiaban en la negociación de un acuerdo para poner fin a la delicada situación haitiana sufrieron un duro revés la semana pasada, cuando el ahora ex primer ministro, Robert Malval, desistió en convocar dicha conferencia de reconciliación.

Aristide anunció hace ocho días su oposición a la celebración de la conferencia, lo cual, según algunos funcionarios de EE.UU., impide la apertura de un espacio para el libre debate político haitiano.

Por su parte, delegados militares de Estados Unidos, Canadá, Venezuela y Francia viajaron ayer a Puerto Príncipe para reunirse con el jefe de las Fuerzas Armadas de Haití, general Raoul Cedras.

Este grupo de militares informará a Cedras sobre las condiciones que deberán darse en el país para que se suavice el embargo económico internacional.

Vale la pena anotar que altos funcionarios de Estados Unidos se reunieron este fin de semana en Washington para discutir la imposición de medidas adicionales de presión contra los líderes militares de Puerto Príncipe, pero los resultados de tales conversaciones aún no han sido dados a conocer.

Por lo pronto, fuentes oficiales estadounidenses, que prefirieron no ser identificadas, dijeron que los militares de EE.UU., Canadá, Venezuela y Francia advertirán al jefe golpista de que la ONU y la Organización de Estados Americanos (OEA) endurecerán sus sanciones económicas, a menos que él cumpla su promesa de dimitir y permita el regreso de Aristide.

El secretario de Estado estadounidense, Warren Christopher, reiteró el viernes que la Casa Blanca sigue decidida a restituirle el poder a Aristide.

El secretario señaló que los militares haitianos deberán cumplir los términos de los acuerdos de la Isla del Gobernador, en los cuales los golpistas se comprometían a abandonar el poder.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.