ISS NO ES UNA ENTIDAD DE BENEFICENCIA: CORTE

ISS NO ES UNA ENTIDAD DE BENEFICENCIA: CORTE

El Instituto de los Seguros Sociales (ISS) no está obligado legalmente a atender casos de beneficencia. Su función básica es darles protección a los afiliados al sistema dentro de los parámetros de seguridad social que inspiraron su creación. Con base en una sentencia de tutela, la Sala Laboral de la Corte hizo ayer una expresa diferenciación entre lo que es seguridad social y asistencia pública.

16 de diciembre 1993 , 12:00 a.m.

La Corte sostuvo que la seguridad social requiere la contribución de los afiliados a esa clase de servicios, pues realmente lo que se hace es socializar los riesgos que son consustanciales a la actividad laboral... .

En cambio, la asistencia pública, agregó, es un derecho irrenunciable de todos los habitantes del territorio y es apenas una función del Estado y se deberá prestar a quienes, careciendo de medios de subsistencia y de derecho para exigirlo de otras personas, están físicamente incapacitados para trabajar .

Así, el Seguro Social estaría exento de asumir la atención de pacientes sólo por caridad.

La caridad --dice la Corte--, ennoblecedora virtud, que así constituya un deber para todo cristiano, sólo puede ejercitarse con el propio peculio de quien lleva a cabo el acto caritativo y no con bienes públicos, o ajenos, y so pretexto de amparar un derecho fundamental .

El pronunciamiento de la Corte se produjo al revocar un fallo del Tribunal Superior de Bogotá mediante el cual se pretendía obligar al ISS a atender a una persona cuyo patrón no estaba cumpliendo con las cuotas de afiliación.

El Tribunal había exgido al ISS expedir a favor del enfermo una tarjeta del seguro durante todo el período de convalecencia y asumir los gastos médicos.

El caso que sirvió de base para el pronunciamiento es el de un celador que resultó herido cuando enfrentaba a ladrones que intentaban asaltar una vivienda.

El vigilante fue remitido a la Clínica Shaio, donde se le prestó la asistencia médica del caso. Posteriormente, presentó algunas complicaciones de salud y acudió con la tarjeta del seguro al Hospital San José. Sin embargo, el centro médico no lo atendió porque la tarjeta del ISS estaba vencida.

Cuando el paciente pretendió reclamar otra tarjeta, encontró que su empresa no había pagado la cuenta al Seguro Social.

La Corte aceptó que la ley obliga al ISS a atender los casos de emergencia en los que se vean comprometidos los derechos fundamentales a la vida y la salud de un ciudadano y que esa atención debe prestarse aun cuando el patrono del afectado se encuentre en mora.

Sin embargo, en lo que respecta al tratamiento posterior, la Corte concluye que el Seguro no puede pagar por la mora de una de las empresas afiliadas, porque la culpa es del patrono y no de la entidad, y cualquier gasto que realice debe ser reembolsado por el deudor al Seguro.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.