LIMITAN CONFISCACIÓN A NARCOS EN E.U.

LIMITAN CONFISCACIÓN A NARCOS EN E.U.

La Corte Suprema estadounidense limitó ayer la utilización de un arma importante en la lucha contra el tráfico de drogas, al dictaminar que el gobierno no puede confiscar propiedades vinculadas con el narcotráfico a menos que los afectados tengan oportunidad de una instancia judicial. Con esta resolución (aprobada por cinco votos contra cuatro), es la segunda vez que el máximo tribunal limita la facultad del gobierno de confiscar propiedades que vincula al delito de las drogas. Aunque el Congreso produjo el estatuto de confiscación a los narcotraficantes de manera que sea un poderoso instrumento en la aplicación de la ley contra las drogas, no se propuso privar de sus propiedades a los inocentes , fue el dictamen el juez Anthony Kennedy.

14 de diciembre 1993 , 12:00 a.m.

A menos que haya circunstancias apremiantes, el debido proceso requiere que el gobierno provea notificación y una oportunidad judicial antes de capturar bienes raíces sujetos a confiscación civil , añadió. Por su parte, el jefe de la Corte, William Rehnquist, calificó la decisión de irreflexiva y perjudicial . El caso de Good La decisión de ayer sostiene el dictamen de una corte federal de apelación que dice que James Daniel Good, de Hawai, tenía derecho a ser notificado y acudir a una audiencia judicial antes de que su casa fuera confiscada. Sin embargo, los jueces de la Suprema Corte rectificaron por unanimidad otra porción del dictamen de la corte inferior que cuestionaba si el gobierno había esperado demasiado para procurar la confiscación, aun cuando la inició dentro de los cinco años estipulados por la ley. En este caso específico, Good fue detenido en 1985, cuando la policía lo sorprendió con cerca de 45 kilos de marihuana y cierta cantidad de hachís en su casa de Keaau, en la isla de Hawai. Aunque cumplió una pena de un año de cárcel, en 1989 su casa y un campo en que fue hallada la droga fueron confiscados por los agentes federales. En esos momentos, Good estaba residiendo en Nicaragua y en su casa vivían unos inquilinos. Good impugnó la confiscación, sosteniendo que tenía derecho a ser notificado y hacerse oír en una audiencia judicial. Un juez federal dictaminó en favor del gobierno, pero la Corte Federal de Apelaciones del noveno circuito sostuvo que la falta de notificación y de instancia judicial violaba el derecho constitucional a un proceso imparcial. La Corte Suprema sostuvo ayer la decisión. El derecho de Good de mantener control sobre su casa, libre de interferencia gubernamental, es un interés privado , expresó Kennedy.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.