CRIMEN DE PADRES DE UNA FISCAL FUE POR UNA VENGANZA

CRIMEN DE PADRES DE UNA FISCAL FUE POR UNA VENGANZA

A una venganza personal atribuyó ayer la Policía el asesinato de los padres de la fiscal Astrid Díaz Ferrucho, ocurrido el domingo. En desarrollo del atentado resultó herido un hermano de la funcionaria. Según la Policía, las primeras averiguaciones indican que la venganza no estaría relacionada con la funcionaria, pero no se entregaron mayores detalles al respecto.

07 de diciembre 1993 , 12:00 a.m.

Ayer se elaboraba un retrato hablado del autor material del asesinato de Epinelio Díaz y su esposa Zenayda Ferrucho, de 64 y 60 años, padres de siete hijos, tres mujeres y cuatro hombres, seis dedicados al comercio, y una abogada.

El comandante encargado de la Policía, coronel Humberto Plata, indicó que la fiscal Séptima de la Unidad de Vida de Barranquilla, Astrid Díaz Ferrucho, no había denunciado amenaza alguna contra su vida, lo cual les corroboró en medio de su dolor.

Sin embargo, un investigador analizará en los próximos días en compañía de la funcionaria los últimos casos que ella adelanta.

Los cuerpos de los esposos Díaz fueron velados en la funeraria Los Olivos y sepultados ayer en la tarde en el cementario Jardines del Recuerdo.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.