No hay cómo medir el ruido vehicular

No hay cómo medir el ruido vehicular

Además del incremento de la contaminación ambiental y el descenso de la movilidad, la entrada de miles de carros a las ciudades grandes e intermedias está generando otro problema: la contaminación auditiva. Según datos de la Secretaría de Distrital de Medio Ambiente, entre los años 2003 y 2006, el ruido en la capital aumentó en un 2,38 por ciento, equivalente a 1,8 decibeles (dBA), al pasar de 73,6 a 75,4 dBA, en promedio.

15 de septiembre 2007 , 12:00 a.m.

Esto no tendría nada de extraordinario, si no fuera porque la Resolución 627 del 2006 del Ministerio de Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial permite, para zonas residenciales, un máximo de 65 dBA; 70 para zonas comerciales y 75 para zonas industriales.

“El incremento en el periodo 2003-2006 es explicable debido al aumento del parque automotor y de la actividad comercial de la ciudad –asegura Martha Liliana Perdomo, secretaria del Medio Ambiente de Bogotá–. No obstante, no se puede extrapolar a toda la ciudad, ya que el distrito capital no cuenta con una red de monitoreo de ruido para todas las localidades”.

A través de jornadas como el Día sin Carro, que ya se institucionalizó para la primera semana de febrero en Bogotá, la entidad a su cargo realiza pruebas con sonómetros, especies de micrófonos que se colocan en vías neurálgicas de la ciudad y con los cuales se miden los niveles de ruido, de acuerdo con las tablas preestablecidas por la Ley.

“Pero podemos medir el ruido ambiental, no el que producen los vehículos –explica Perdomo–, porque no sabemos cuáles son los límites máximos permitidos por la ley para el caso específico de las fuentes móviles terrestres”.

El artículo 104 del Código Nacional de Tránsito habla específicamente sobre las normas para dispositivos sonoros, pero se queda corto en cuanto a su reglamentación, cuando dice que “todo vehículo deberá estar provisto de un aparato para producir señales acústicas de intensidad (pito) no superior a los señalados por las autoridades ambientales”.

El mismo código prohíbe el uso de cornetas en perímetros urbanos, así como de resonadores de escape, dispositivos o accesorios destinados a producir ruido y silenciadores que no estén en buen estado de mantenimiento. "Sin embargo, ni las autoridades, ni los Centros de Diagnóstico Autorizados (CDA) de todo el país sabemos cómo hacer cumplir esta norma", reconoce la funcionaria distrital.

El ruido cambia Precisamente parte de la reglamentación concerniente a la revisión técnico-mecánica que deben adelantar los diferentes CDA del país tiene que ver con los niveles de ruido de los vehículos.

La Resolución 627 del 2006 le dio a la entidad dos años para sacar dicha reglamentación, pero mientras tanto les permite a las autoridades ambientales recopilar información con fines de evaluación.

Articulo 10. Prueba estática para vehículos automotores y motocicletas.

Parágrafo: “Hasta tanto el Ministerio de Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial no establezca las normas y estándares máximos permisibles de emisión de ruido por vehículos automotores y motocicletas en prueba estática, las mediciones realizadas tendrán como objeto obtener información básica para su evaluación”.

Prueba estática significa el ruido que emana de un vehículo cuando éste no se encuentra en movimiento. Es diferente a la prueba dinámica, la cual se da cuando el vehículo está andando. Al igual que la primera, deberá estar reglamentada en abril del 2008.

Artículo 11. Prueba dinámica para vehículos automotores y motocicletas. “En el término de dos (2) años, contados a partir de la vigencia del presente acto administrativo, el Ministerio de Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial, mediante resolución, expedirá las normas y los estándares máximos permisibles de emisión de ruido por vehículos automotores y motocicletas nuevos en prueba dinámica”.

PARA HACER SILENCIO….

Utilice el pito solo para prevenir una colisión o un accidente.

Respete las normas de tránsito para evitar que le piten a usted.

No utilice aditamentos, como resonadores, cornetas o sirenas.

Mantenga su vehículo en buen estado técnico-mecánico.

Hágale mantenimiento preventivo al sistema de silenciador (exhosto).

No transite con el radio del vehículo a todo volumen.

¿Qué prohíbe el Código de Tránsito?.

Sirenas en vehículos particulares.

Accionar cornetas en el perímetro urbano.

El uso e instalación de todo tipo de dispositivos o accesorios diseñados para producir ruido, tales como válvulas, resonadores, y pitos adaptados a los sistemas de bajo y de frenos de aire.

La utilización de ‘resonadores’ en el escape de gases.

La circulación de vehículos con silenciadores que no estén en buen estado de funcionamiento.

VÍAS MÁS RUIDOSAS DE BOGOTÁ.

Avenida Boyacá Avenida Caracas Avenida carrera 10 Avenida carrera 7 Avenida Circunvalar Avenida Ciudad de Cali Avenida Ciudad de Quito Avenida La Esperanza Avenida 1 de Mayo

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.