Dos años para reconstruir a Pisco

Dos años para reconstruir a Pisco

A un mes del terremoto de 7,9 grados que el pasado 15 de agosto dejó en escombros a la sureña ciudad de Pisco y afectó seriamente las provincias de Chincha e Ica, el gobierno peruano instaló el Fondo de Reconstrucción del Sur (Forsur), que se propone volver a levantar estas localidades en un plazo de dos años.

11 de septiembre 2007 , 12:00 a.m.

Como primera medida del plan se ha determinado realizar el levantamiento de la información del catastro urbano para proceder a delimitar las zonas donde se levantarán las nuevas viviendas, pero los pisqueños no están contentos.

El sábado, una ceremonia pública por el aniversario del desembarco –en 1820– del Libertador José de San Martín en la bahía de Paracas (Pisco), quedó empañada por abucheos y airados reclamos de los pobladores que exigen al Gobierno aceptar que el sismo fue de más de 8 grados, lo que obligaría por ley a que el Estado condone las deudas de los afectados.

Además protestaron por la designación de un empresario privado para coordinar el proceso pero sobre todo, por la lentitud en el inicio de la reconstrucción, así como las trabas para el empadronamiento de las familias que perdieron sus hogares.

Los que se ha planeado Según el plan, las familias beneficiarias recibirán un subsidio de 6.000 dólares para reconstruir, y deberán completar el costo con créditos hipotecarios de 20 años, pagaderos en cuotas de 20 ó 30 dólares mensuales.

Según información de la Defensa Civil de Perú, un total de 54.926 viviendas quedaron destruidas en la zona afectada por el sismo. Otras 20.950 edificaciones quedaron dañadas. En principio, en Ica se construirán unas mil casas, 1.500 en Chincha y 1.200 en Pisco. Pero antes, se deberá concluir con el proceso de remoción de escombros, que debe culminar en noviembre.

‘Esto no funciona’ En un recorrido por Pisco, EL TIEMPO comprobó la desazón de la gente.

Ismael Moreyra es un joven padre de familia que quedó en la calle al desplomarse su casa, a una cuadra de la plaza de armas.

“Tengo una esposa y una niña, quienes felizmente por la caridad de familiares están en Lima. Yo he tenido que quedarme aquí para que se me incluya en el padrón de los que van a recibir nuevas casas. Pero tendré que regresar con mi familia porque esto no funciona, nos tienen de fila en fila perdiendo tiempo”, comenta Moreyra.

Doña Ana María Moquillaza se encuentra en similar situación. Ella se lamenta por la pésima organización en la distribución de la ayuda y ahora en el empadronamiento para la reconstrucción.

“Ya se va a cumplir un mes del terremoto y seguimos paseando por toda la ciudad, buscando un lugar tranquilo para intentar dormir en alguna carpa que nos acoja”, dice la anciana.

54.926.

viviendas quedaron destruidas por el terremoto de Pisco. Otras 20.950 edificaciones resultaron dañadas. Los afectados exigen soluciones.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.