EL SIDA SE PREVIENE AL COMBATIR LA DESIGUALDAD

EL SIDA SE PREVIENE AL COMBATIR LA DESIGUALDAD

La Cumbre Mundial sobre el Sida, que reunió ayer en París a representantes de 42 países, concluyó con una declaración de siete puntos en los que se solicita un mayor compromiso político de los gobiernos y un refuerzo de la solidaridad norte-sur para detener la propagación de la enfermedad. El necesario consenso, sin embargo, restó fuerza a la declaración y no permitió llegar a acuerdos económicos.

02 de diciembre 1994 , 12:00 a. m.

La principal novedad de los debates fue la señal de alerta lanzada por el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Hiroshi Nakajima, sobre la creciente importancia de las situaciones sociales y económicas de riesgo en la propagación de la pandemia. Ese análisis fue también el eje de las intervenciones de Edouard Balladur, primer ministro francés y anfitrión de la cumbre, y del secretario general de las Naciones Unidas, Butros Butros-Ghali.

Nakajima, en nombre de la OMS, dijo que había que subrayar la importancia de los cofactores de vulnerabilidad , junto a los comportamientos individuales de riesgo , y enumeró esas situaciones sociales: la pobreza, la exclusión, las trabas a la información y a la prevención, la falta de acceso a los cuidados y los medicamentos y la ausencia de estructuras de acogida y apoyo .

La cumbre de París, desde esta óptica, ha servido para avanzar en el diagnóstico y denuncia de los problemas socioeconómicos que contribuyen al auge del sida. Nakajima destacó que la propagación del sida se ve agravada por las situaciones de subordinación social, sexual o económica que impiden, en algunos casos, conocer como se contagia el sida, y en otros el poder protegerse. Se lanzaba, así, una advertencia a los Estados que, por razones culturales o religiosas, vetan la puesta en marcha de sistemas de información y prevención.

No se trata de atacar tal o cual cultura o ideología. Se trata sólo de decir y de comprender que, ante el sida, el silencio, la ignorancia y la sumisión impuestas condenan el futuro de sociedades enteras a través de sus mujeres, de sus niños y de sus jóvenes , argumentó Nakajima. Aquello que se ordena en nombre de Dios debe poderse justificar desde el punto de vista del hombre , concluyó.

En la misma línea, el secretario general de las Naciones Unidas, Butros Butros-Ghali, señaló que la cumbre de París tiene que servir para tomar conciencia de que el sida afecta a la Tierra de una manera global. Es el conjunto de la comunidad humana la que está afectada por la enfermedad , señaló. Del mismo modo que las Naciones Unidas fueron creadas para combatir la guerra y el subdesarrollo, nuestra acción contra el sida se inscribe hoy en la misma linea , agregó.

Balladur, en nombre de Francia, subrayó también el hecho de que más del 85 por ciento de las personas portadoras del virus del sida viven en los países desfavorecidos y destacó que había que reconocer que la distancia aumenta entre los países ricos y pobres. La enfermedad será vencida en todas partes o no lo será .

Sería ilusorio pensar que ciertos países pueden protegerse solos, cerrando fronteras o exonerándose del deber de solidaridad , aseguró.

Y Balladur, frente a las críticas de quienes costatan que la cumbre no ha servido para lograr compromisos económicos de los países participantes, predicó en solitario con el ejemplo: anunció que Francia aportara 100 millones de francos para la puesta en práctica de las resoluciones de la cumbre. Responsabilidad, generosidad y fraternidad: he aquí las armas más eficaces contra el sida , concluyó Balladur.

Las organizaciones no gubernamentales y las asociaciones de afectados organizaron una contra-cumbre paralela en París en la que afirmaron que la prudencia y el consenso han vaciado de contenido la resolución final. No tenemos garantía alguna ni sobre los medios financieros ni sobre las reformas políticas y jurídicas de las que debe dotarse hoy la comunidad internacional frente al auge de SIDA .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.