RESTRUCTURAN EL FONDO NACIONAL DE GARANTÍAS

RESTRUCTURAN EL FONDO NACIONAL DE GARANTÍAS

El aval que dará el Gobierno a los fondos privados de garantías, que se viene anunciando desde el año pasado, dejó de ser una idea para convertirse en una realidad. El decreto que restructura el Fondo Nacional de Garantías (FNG), entidad encargada de facilitar el acceso de los pequeños empresarios al crédito, está en la Presidencia de la República para su firma, y el Ministerio de Desarrollo Económico confía en que entrará pronto en vigencia.

08 de noviembre 1993 , 12:00 a.m.

Con las modificaciones se busca que el organismo responda ante las instituciones financieras por los compromisos que adquieren los fondos privados, que a su vez están respondiendo por los créditos que solicitan los empresarios.

Con este mecanismo, conocido como segundo aval, se amplía la cobertura de los fondos y se soluciona la mayor limitante que tienen hasta el momento: debido a su patrimonio reducido, son muy pocas las garantías que pueden conceder.

Además, permite descentralizar la actividad del FNG y llevar a todo el país el sistema de garantías para los pequeños negocios.

El Ministerio espera que con la restructuración, la entidad pueda casi que triplicar el monto de garantías que otorga actualmente. A septiembre, se habían entregado 1.315 millones de pesos, suma que deberá llegar a 1.500 o 1.600 millones de pesos al finalizar el año.

Para 1994, el Ministerio calcula que se podrán entregar unos 5.000 millones de pesos en garantías.

El segundo aval consiste en que, mientras el fondo privado da una garantía de 100 pesos al banco por el préstamo que pidió el microempresario, el FNG se compromete a responder por 80 pesos.

De esta manera, si el microempresario no paga, el fondo privado sólo terminaría respondiendo ante el banco por 20 pesos.

Hasta el momento, operan en el país cinco fondos privados de garantías, según datos del Ministerio de Desarrollo.

Beneficio a grandes En la restructuración se amplían los destinatarios de las garantías y los intermediarios financieros que tienen acceso al aval.

Una vez aprobado el decreto, el FNG estará autorizado para prestarles a la mediana y a la gran industria.

Esto no quiere decir que dejará de concentrarse en la pequeña empresa, explicó el director de Industria del Ministerio de Desarrollo, Juan Manuel Lesmes.

Lo que se busca con la medida es que la junta directiva de la entidad pueda canalizar los recursos hacia los sectores que más lo necesitan, sin que esto implique un cambio constante de los estatutos.

También se elimina la restricción que no permite prestar aval a las compañías que tengan capital extranjero. Con esto se pretende que las empresas que aprovecharon la integración con Venezuela y Ecuador para montar negocios conjuntos, no queden excluidas del sistema de garantías.

Adicionalmente, se amplió la gama de intermediarios financieros. Además de bancos y corporaciones, el FNG podrá canalizar sus operaciones a través de las compañías de leasing, factoring, financiamiento comercial y demás entidades financieras que antes estaban excluidas del sistema de aval.

En cuanto a las exportaciones, el Fondo firmó un convenio con el Banco Colombiano de Comercio Exterior (Bancoldex), mediante el cual las dos entidades se comprometen a compartir el riesgo del otorgamiento de garantías.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.