Secciones
Síguenos en:
‘Escribir esta novela fue como un acto de justicia’

‘Escribir esta novela fue como un acto de justicia’

Roberto Burgos recuerda que en sus años de colegio, en Cartagena, debía asistir a la misa dominical en la iglesia del convento de San Pedro Claver.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
16 de junio 2007 , 12:00 a. m.

Allí, debajo del altar mayor había una pequeña urna con los huesos, incompletos, de Claver. “Me mareaba y en dos ocasiones me sacaron desmayado de la iglesia, yo lo atribuía al olor a incienso; pero, creo que de una manera misteriosa esa imagen planteó un interrogante y la escritura de La ceiba de la memoria fue una manera de resolver ese enigma que me sugería”.

En esta última novela, Burgos retrata a la Cartagena del siglo XVII y se concentra principalmente en la esclavitud negra. “La memoria es fundamental porque es un periodo muy poco documentado y mi intención era reconstruir esa realidad que se ha perdido, de devastación, sufrimiento y acabamiento de todo un grupo humano. Así que, la novela opera como un acto de justicia, de rescate para poner de presente lo que por razones sociales, políticas, culturales se ha querido olvidar de una manera impuesta, pues no es un tipo de olvido que permita el sosiego del dolor”, comenta Burgos El autor quiso rescatar el mundo de la esclavitud en la novela a través de la reconstrucción de la vida y obra de Pedro Claver con las negritudes esclavas. “Él se dedicó a aliviar los dolores mediante el ejercicio de la caridad cristiana. Pero, al lado de él, me topé con una persona del mayor interés y, un poco olvidado, que es Alonso de Sandoval. Él fue maestro de Pedro Claver, un jesuita, al que yo me refiero como el gran sociólogo de la esclavitud porque encarna el conflicto del intelectual. Él se pregunta en la novela: Si mi trabajo y mi raciocinio me lleva a la conclusión de que la esclavitud es un pecado, ¿qué hago con mi convicción moral frente a un mundo que no permite que la convicción moral-ética opere?”, explica el autor.

Burgos se dio cuenta de que Cartagena, por ser una ciudad histórica, antigua y colonial, está anclada en el pasado y vive del pasado; lo cual, ha generado que uno de los oficios más usuales de la pobreza sea el de guía turístico. “Se encuentran en todos los lugares de Cartagena, pero como no son guías académicos, que hayan estudiado historia, usan mucho la imaginación; así que siendo yo un autor de Cartagena de Indias, tenía el compromiso de escribir una novela histórica porque todos tenemos la vocación de guía turístico”, dice Burgos entre risas.

Y agrega que en Cartagena el pasado no ha perdido su vigencia y por ello, genera un gran deseo de desentrañarlo. “Siempre hay algo que vale la pena modificar, corregir y revelar. De esa forma, el escritor de ficciones encuentra resquicios donde no hay documentos, donde no hay pruebas y allí pone a jugar a la imaginación, que es la que termina por construir la verosimilitud de una historia determinada”.

El lector se va a encontrar en La ceiba de la memoria con viajes de meses y meses en galeones, con las bodegas llenas de esclavos amarrados con cadenas y que se abrían espacio entre los productos que traían: harina, pólvora, aceitunas, vinos y telas. Para luego llegar a una América hostil en la que trabajaban sin descanso, pero también amaban, sufrían, protestaban y se defendían.

Federico Puyo / EL TIEMPO.

‘‘La ceiba es el árbol de América y según las tradiciones africanas, cuando las personas mueren, se las entierra junto a un árbol para conservar su memoria” Roberto Burgos Cantor, autor de ‘La ceiba de la memoria’.

ESPECIAL PARA EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.