LA MODERNIZACIÓN NO HA LOGRADO FRENAR LA CORRUPCIÓN

LA MODERNIZACIÓN NO HA LOGRADO FRENAR LA CORRUPCIÓN

El Contralor General de la República, David Turbay Turbay, denunció que la administración pública está al borde de la emergencia y que el proceso de modernización no ha podido frenar la corrupción. Según el funcionario, la transición institucional ordenada por la Constitución de 1991 ha abierto espacios para que se sigan cometiendo ilícitos, los cuales, en muchos casos, cuentan con la tolerancia de las autoridades nacionales.

25 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

La advertencia la hizo en el seminario sobre Control Fiscal que se realizó en la Universidad de Santo Tomás, en Bucaramanga, donde aseguró que el país no sabe cuántos son ni cuál es el valor de los activos que posee, por lo que tampoco puede detectar qué le están robando.

Según el Contralor, no se puede confiar en la información suministrada por el sector público porque no reflejan las nuevas operaciones de compra venta de activos ni los créditos otorgados a países vecinos, por ejemplo.

Por esa razón, además de insistir en la creación de la figura del Contador General, advirtió que en pocos días quedará listo un estudio que muestra cuál fue el verdadero resultado a que se llegó por el afán de vender las entidades oficiales.

Insistió en que de la mano de la descentralización va la corrupción porque a nadie le parece importar que los nuevos recursos y funciones sean manejados con capacidad y transparencia. Todo el mundo se dedica a responsabilizar del problema a la descentralización, como si echando para atrás el proceso, se reversara la ineficiencia , señaló.

De manera simultánea, indicó, el Estado se está descapitalizando por el afán de vender sus activos y da muestras de estar inspirado en la exclusiva cesión de espacios a la inversión privada.

Dudas y contradicciones Aclaró que los cambios del país se han tenido que asimilar en un corto plazo por lo que algunas decisiones son todavía confusas y en ocasiones contradictorias.

Un ejemplo de lo que está sucediendo es la eliminación del control previo, que es una sana modalidad de control interno. Pero, en la práctica el nuevo control posterior se aplica en un porcentaje muy limitado, abriendo espacios para la corrupción y la malversación del patrimonio público.

El Contralor manifestó que después de agotar todas las instancias de motivación posibles hará uso de los mecanismos sancionatorios establecidos por la ley de control interno, que le da la potestad incluso de separar de sus cargos a los funcionarios que incurren en irregularidades.

Aclaró, sin embargo, que muchos de los casos de malversación se originan en el desconocimiento y la falta de capacidad de los funcionarios encargados de la administración de los recursos y funciones.

Para evitar que se sigan presentando esos problemas, la Contraloría creará La Escuela Municipal , cuya labor será preparar a los alcaldes y funcionarios de la administración local en todo lo relacionado con la transformación institucional.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.