El plan de defensa de los parlamentarios del escándalo

El plan de defensa de los parlamentarios del escándalo

(ACLARACIÓN: EN LA EDICIÓN DE AYER SE DIJO QUE BEATRIZ LONDOÑO FUE JEFE DE PLANEACIÓN DISTRITAL. SU CARGO FUE SECRETARIA DE SALUD.)

25 de febrero 2007 , 12:00 a.m.

Luego de analizar durante 11 días la providencia de la Corte Suprema de Justicia, que ordenó sus capturas por concierto para delinquir agravado y en el caso de Álvaro Araújo, por secuestro extorsivo agravado, los congresistas Dieb Maloof, Mauricio Pimiento, Alfonso Campo, Luis Eduardo Vives, Jorge Luis Caballero y Álvaro Araújo, ya tienen listos los ases jurídicos que se van a jugar para intentar recuperar su libertad.

El primer paso (dado hace ya 3 meses) fue echar mano, para su defensa, de ex magistrados de la misma Corte, ex fiscales delegados ante ese mismo tribunal y reconocidos penalistas (o miembros de destacados bufetes) que han sacado de prisión a personas como el zar de las esmeraldas Víctor Carranza o el alcalde de Cúcuta, Ramiro Suárez, también enredados con temas ‘paras’ (ver recuadro).

Según admiten algunos de los contratados, sus honorarios pueden oscilar entre 200 millones y mil millones.

“En mi caso –dice Jaime Granados, defensor de Alfonso Campo y de Luis E.

Vives– cobré una suma simbólica porque son mis amigos. Los honorarios que paga el doctor Vives son un poco más altos”.

Otros, como el ex magistrado Jorge Valencia, abogado de Dieb Maloof, prefirieron guardar silencio cuando se les tocó el tema.

Polígrafo y foto con Pastrana Y aunque todos fueron agrupados en un mismo proceso, el 26470, la defensa es individual. Hernán Jiménez, abogado de Pimiento, por ejemplo, dice que no va a hacer nada distinto a demostrar cómo su cliente se ganó los votos que, según la Corte, habría obtenido con apoyo ‘para’.

“Si, supuestamente, los ‘paras’ amenazaron con matar a quienes no votaran por sus candidatos, ¿cómo es que hubo un abstención de un 50 por ciento? ¿Dónde los muertos?”, se pregunta Jiménez y añade que va a insistir en que se levante la reserva sobre el proceso para que el país conozca toda la evidencia que allegó en favor de su cliente.

Granados también usará los resultados electorales que históricamente han sacado sus clientes, para mostrar que siempre han tenido esa fuerza electoral. Pero, además, echó mano de otros mecanismos.

A Vives lo sometió a una prueba de polígrafo, filmada en video, en la que el congresista jura no tener nexos con las Auc. Y en el caso de Campo, a quien el ex director de informática del DAS Rafael García vincula con el hijo del ‘para’ ‘Chepe Barrera’, anexará una fotografía.

“En ella está el hijo de Barrera, que fue miembro de la Asamblea del Magdalena, en compañía del entonces presidente Andrés Pastrana y de Vives”, dice el abogado. Y agrega que la intención es demostrar cómo Juan Barrera hacía parte de la política regional, no tenía sindicación alguna y participaba en encuentros políticos de todo tipo.

¿Corte internacional? Granados También alegará ante la Corte, que –de buena fe– muchas pruebas presentadas no fueron tenidas en cuenta: “Por ejemplo, García, a quien considero un mentiroso, dijo que ideó un software para realizar el fraude electoral y que lo envió con el señor Guillermo Sánchez. Este lo negó pero la Corte no alcanzó a escuchar su testimonio”.

El ex magistrado Valencia, abogado de Maloof, se va a jugar otra carta.

Aunque contra el auto de la Corte no procede apelación alguna, él ya la presentó y dice que sabe que se la van a negar. No obstante, prefiere abstenerse de comentar cuál será su próximo paso.

Pero sus compañeros aseguran que es muy posible que, alegando la violación del derecho fundamental a la defensa, Valencia le apueste a trasladar el caso a una corte internacional, tal y como pasó en el caso del ex contralor Manuel Francisco Becerra. En todo caso, ese paso solo se pudo cumplir luego de que Becerra pagó su condena.

Finalmente, algunos juristas consultados por políticos implicados en el llamado escándalo de la ‘parapolítica’, dicen que tienen otra salida.

En el auto, la Corte dice que esos congresistas pertenecían a la empresa criminal de las Auc, lo que les permitiría, según ellos, (vía Ley de Justicia y Paz) declarar su pertenencia a ese grupo, y exigir que los investiguen por sedición.

Pero esa posibilidad ha sido descartada incluso por el propio comisionado de Paz, Luis Carlos Restrepo.

u.investigativa@eltiempo.com.co.

ESTOS SOS LOS ABOGADOS DE LOS CONGRESISTAS EN LÍOS.

Jaime Granados Defiende a Luis E. Vives y a Alfonso Escobar. Conjuez de la Corte Interamericana de DD.HH, en la masacre de El Aro. Es abogado del ex fiscal Osorio y del alcalde de Cúcuta Ramiro Suárez. Sonó como Fiscal.

Hernán Jiménez Defensor de Mauricio Pimiento. Fue fiscal delegado ante la Corte Suprema. Ha defendido a la ex directora de Planeación Distrital Beatriz Londoño y al ex zar anticorrupción Germán Cardona.

Jorge E. Valencia Defiende a Dieb Maloof. Fue magistrado de la Corte Suprema. Defendió a Víctor Carranza cuando este fue acusado de ‘para’.

Miembro de la Academia Col. de Jurisprudencia.

Carlos Gálvez A.

Defensor de Álvaro Araújo. Fue magistrado de la Corte Suprema. Defiende, además, al alcalde de B/quilla, Guillermo Hoenigsberg, al que también señalan de vínculos con ‘paras’.

Luis Henry Montes Abogado de Jorge L. Caballero, fugitivo. Pertenece a la oficina del ex fiscal Alfonso Gómez. También fue defensor de Giorgio Sale –señalado testaferro de Salvatore Mancuso– en un caso de lavado.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.