LANCASTER, LA ESTRELLA

LANCASTER, LA ESTRELLA

Lancaster y El gatopardo II. El actor estadounidense Burt Lancaster, quien falleció el pasado viernes a los 80 años de edad en Los Angeles, estaba por rodar la segunda parte de una de las películas que más celebridad le dio, El Gatopardo. Con el título de El Gatopardo, 20 años después el proyecto, bajo la dirección de Mauro Bolognini, iba a tener como otros protagonistas a los de la primera parte: Claudia Cardinale y Alain Delon.

27 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

Película presidencial . La financiación iba a correr a cargo de la productora cinematográfica de Fininvest, propiedad del jefe del gobierno italiano, Silvio Berlusconi.

Cuando le encontré en Roma hace cuatro años -contó Bolognini- para proponerle volver a hacer el papel del Príncipe de Salina, el personaje de El Galopado me impresionó. Había envejecido pero seguía siendo un hombre apuesto, alto, imponente .

Delon sería coprotagonista. Por su parte, Alain Delon dijo en Ginebra, Suiza, al enterarse de la noticia, que el nuevo Gatopardo era tan importante para el actor estadounidense, que había aceptado hacerlo aunque ya estaba muy enfermo.

Se había acordado que actuaría en los primeros 20 minutos del filme. Pero la filmación nunca se concretó por motivos que desconozco , dijo Delon.

Las otras de Burt. Además de la suntuosa obra de Luchino Visconti, Burt Lancaster había filmado numerosas películas en Italia bajo la dirección de grandes realizadores como Bernardo Bertolucci (Novecento), Liliana Cavani (La piel) o Giuliano Montaldo (El día antes). Con Visconti interpretó, además de El Gatopardo, otra película que lo hizo ser mas admirado todavía por el publico italiano, Retrato de familia.

Generosidad de Lancaster. BERTOLUCCI: Ahora puedo confiar un secreto: Cuando leyó el guión de Novecento, Lancaster aceptó hacer la película gratis. No me podrán pagar y deberán buscar otro actor. Yo quiero hacer esta película y no pretendo ser pagado , dijo. No sé si alguna vez logré demostrarle suficientemente mi gratitud. El fue uno de los poquísimos monumentos hollywoodenses que se dio el lujo de hacer cine en Europa .

LILIANA CAVANI: Era un caballero. Para la parte del general Clark en La piel, iba a cobrar 750 mil dólares, lo que era muchísimo dinero para nosotros. Entonces me telefoneó para decirme que no podía bajar el precio pero sí trabajar gratis .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.