KOHL CONFÍA EN SU DÉBIL MAYORÍA

KOHL CONFÍA EN SU DÉBIL MAYORÍA

Mofándose de los periodistas que lo daban por muerto en la política, el canciller Helmut Kohl dijo ayer que gobernaría felizmente con una pequeña mayoría y emprendió rápidamente la formación de un nuevo gabinete. A comienzos de este año, la prensa predijo que el día después de las elecciones, todos estaríamos tan deprimidos que apenas podríamos salir a la calle , añadió Kohl. Eso no pasó .

18 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

Pero los economistas dijeron que la estrecha mayoría y la mayor fuerza de la oposición en la cámara alta del parlamento entorpecerían la campaña de Kohl para reducir el déficit presupuestario federal de 700.000 millones de marcos (462.000 millones de dólares) y cortar la burocracia que obstaculiza la innovación en la industria alemana. Y mientras Kohl empezaba organizar el gobierno en base a la mayoría de 10 escaños que obtuvo su coalición, los socios menores del grupo se insultaban entre sí.

No obstante, los mercados financieros acogieron la victoria de Kohl con beneplácito y el marco alemán subió ligeramente ante el dólar.

El alza fue atribuida también a que Kohl prometió mantener un rumbo fijo en política exterior e impulsar la integración europea.

Nos mantenemos en nuestro rumbo. Todos nosotros necesitamos a Europa, pero nosotros los alemanes necesitamos a Europa más que los demás , dijo el canciller.

Golpe a la extrema Otro de los elementos destacados del balance que ayer hicieron los medios de prensa alemanes sobre lo ocurrido en la jornada electoral de el domingo, es el duro golpe que los votantes asestaron al partido de extrema derecha de Alemania, los republicanos.

Si bien la extrema derecha va en ascenso en Italia, Francia, Bélgica y Austria, los republicanos ganaron apenas 1,9 por ciento de los votos ayer, distando mucho del 5 por ciento necesario para ingresar al parlamento.

El Canciller Helmut Kohl les privó del tema principal de su campaña al endurecer las leyes de asilo en 1993, y las rencillas internas hicieron el resto.

Aunque la extrema ha quedado políticamente marginalizada, los delitos raciales contra los forasteros siguen siendo elevados.

El dirigente de la comunidad judía en Alemania, Ignatz Bubis, con frecuencia blanco de los improperios republicanos, reaccionó con cautela ante la desaparición parlamentaria del grupo.

No deberíamos sacar conclusiones apresuradas , dijo Bubis.

El dirigente quedó positivamente sorprendido de que los republicanos no lograran escaños en el parlamento federal, aunque ello no quiere decir que haya desaparecido para siempre el peligro de esa forma de la derecha .

Los dirigentes del partido se reunieron hoy en Bonn para analizar su desastre electoral, pero no quisieron hablar con los periodistas.

El Partido Republicano fue fundado en 1983 en Munich y estaba encabezado por Franz Schoenhuber, que mencionaba con frecuencia su desempeño en las Waffen SS, el brazo militar de los servicios de seguridad del nazismo.

Los republicanos obtuvieron sus mayores éxitos entre 1989 y 1992, cuando lograron el 10,9 por ciento del voto en las elecciones estatales de Baden- Wuerttemberg.

Sin embargo, después que el gobierno de Kohl endureció las leyes de asilo y puso fin a la llegada de miles de refugiados extranjeros, los republicanos se quedaron sin tema con el que atraer a los votantes.

Los mayores ganadores en la votación de ayer fueron los izquierdistas: los Verdes, que subieron de 8 a 49 escaños en el parlamento, y el germanoriental Partido del Socialismo Democrático o PSD, que subieron de 17 a 30.

Los Verdes advirtieron ayer que sus diputados están dispuestos a cumplir, de forma insolente y agresiva un papel de oposición que esperan sea agradecido , dada la debilidad de la coalición gubernamental.

Los Verdes , como recalcó Joschka Fischer, su dirigente más conocido, siguen convencidos de que Alemania necesita una renovación social y ecológica , y ese convencimiento marcará su actuación parlamentaria.

Entretanto, los ex comunistas del Partido del Socialismo Democrático (PDS) volvieron a celebrar ayer en la mañana, en Berlín, el acontecimiento histórico de su nueva entrada en el Bundestag , en el que estarán presentes con 30 diputados.

En los próximos cuatro años, el PDS se perfilará aún más como defensor de los intereses germanoorientales, consolidará su posición como tercera fuerza política del Este y extenderá su influencia también al Oeste del país, manifestó un dirigente de este partido.

Rudolf Scharping, jefe del Partido Social Demócrata, primera fuerza de oposición, dijo por su parte que se propone dificultar la gestión de Kohl, describiendo a la coalición apenas victoriosa como una coalición de perdedores .

Scharping recordó que el desempleo prevaleciente en Alemania es de aproximadamente el 10 por ciento. Unos 4,6 millones de alemanes depende del seguro de desempleo, cifra que es el doble de lo que era cuando Kohl llegó al poder en 1982. La población de extranjeros del país, que es cuantiosa, sigue sin integrarse a la vida nacional, y hay mucho por hacer para elevar la parte oriental del país, ex comunista, a los niveles y patrones de occidente.

Kohl, por su parte, dijo estar ansioso de comenzar las negociaciones para formar gabinete y que deseaba evitar una repetición de 1990, en cuya oportunidad se prolongaron por meses.

Presencia turca Entre los nuevos rostros en el parlamento figurarán las primeras personas de color, dos hijos de inmigrantes turcos, Cem Ozdemir de los ambientalistas Verdes y Leyla Onur, elegido por los social demócratas en Braunschweig.

Los debates parlamentarios sobre la integración de los 7 millones de extranjeros que viven en Alemania contarán por vez primera con una voz de acento turco en Ozdemir, de 28 años, quien obtuvo la nacionalidad germana a los 18 años tras renunciar a su pasaporte turco.

Ozdemir prometió luchar por una ciudadanía doble para niños de extranjeros nacidos en Alemania o inmigrantes que pasan más de ocho años aquí.

La ley alemana de nacionalidad de 1913 basa la ciudadanía mayormente en la raza, aunque a veces hay excepciones para aquellos que renuncian a su nacionalidad original.

(RECUADRO MAC)

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.