DERECHO PENAL PARA ÁNGELES

DERECHO PENAL PARA ÁNGELES

Las actuales leyes penales, permisivas y favorabilistas, impiden la defensa de la sociedad y solamente sirven a los delincuentes y a sus abogados. Colombia, con el medio por ciento de la población mundial, responde por el 10 por ciento de los homicidios del planeta. Esta es la más grave crisis concebible, que exige remedios drásticos y acordes con la seriedad del problema.

22 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

En cambio, a medida que se agrava la situación, venimos dictando leyes penales cada vez más favorables y permisivas, como para ángeles, que explican la impotencia de las autoridades para devolvernos a un estado civilizado de vida.

Analicemos dos puntos: 1. De todas las figuras penales, solamente 17 no admiten la ex carcelación. Esta procede para graves delitos como el homicidio agravado y el secuestro, pero son excarcelables conductas como el porte ilegal de armas (!), los delitos contra la libertad y el pudor sexuales y los que atentan contra el patrimonio, incluyendo el hurto de vehículos.

Lo anterior es increíble. El sicario que cae en una redada es excarcelado dentro de las 72 horas y regresa a casa por otra metra ...

En esas condiciones no es posible ninguna labor policiva eficaz y el país debe resignarse a presenciar, como algo normal cerca de ochenta homicidios diarios.

2. Los menores de 18 años están sometidos a un régimen especial de detención en centros de observación , de donde salen en un par de meses por determinación de los benévolos sicólogos que los dirigen, para evitar el hacinamiento a medida que llegan otros muchachos.

Las mafias reclutan en los barrios marginados, carentes de comida y educación, a menores sin Dios ni ley, ansiosos de dinero para carros, mujeres y rumba, que saben del derecho que les asiste a no ser castigados.

El país requiere un viraje de 180 grados en materia penal, inmediatamente, en defensa de los derechos de la ciudadanía porque las actuales leyes penales solamente sirven a los delincuentes y a sus abogados.

Dos observaciones: a). Si ha habido en Colombia un apóstol de los derechos humanos, nadie mejor que Jorge Eliécer Gaitán. Sin embargo, en el país pacífico de 1936, él inspiró un Código donde la detención era la norma y la excarcelación la excepción y que establecía la responsabilidad penal a partir de los 16 años. b). Gran Bretaña, país donde el homicidio es muy escaso, se distingue por su sincero apego a la democracia y a la libertad. Allí los dos preadolescentes que mataron a un bebé en Liverpool fueron condenados a más de 30 años.

En Colombia con un derecho penal de espaldas a la realidad, bobalicón, permisivo, favorabilista, es imposible exigir resultados a la policía y el poder judicial es un rey de burlas.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.