VENEZUELA NO SE SOMETE A POTENCIAS

VENEZUELA NO SE SOMETE A POTENCIAS

El Presidente Rafael Caldera dijo el fin de semana que Venezuela tiene necesidades específicas, situaciones especiales, y no tiene que someterse al dictado inflexible de los organismos multilaterales o de potencias extranjeras. Analistas concordaron en que con ello el gobernante venezolano mantendrá su postura de no decretar una política de schock económico, para enfrentar las penurias fiscales del país.

23 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

Caldera señaló que estas políticas de los organismos multilaterales pueden estar bien inspiradas si se quiere en el deseo de producir bienestar y riqueza en los pueblos de la tierra, pero a veces ignoran la realidad profunda y angustiosa que viven países como los de América Latina y a los cuales tenemos el deber de proteger y defender .

El Presidente sostuvo que en las actuales circunstancias de seria deficiencia de los servicios públicos y continuas alzas de precios, la ciudadanía entiende que el Gobierno lo estamos ejerciendo para servirle al pueblo .

Caldera no dio luz verde a alzas de tarifas de la gasolina ni a la eliminación de la acumulación anual de prestaciones sociales (cesantías) dentro del plan de ajustes, para evitar convulsiones sociales en un país donde la violencia volvió a asomarse en la última semana, estiman los analistas.

Sin embargo, versiones de prensa señalan que la gasolina podría incrementarse este diciembre, mientras el Gobierno da toques a un plan de seguridad social y programas de jubilación y retiro laborales, antes de acometer la eliminación de las prestaciones sociales, demandada por empresarios y tecnócratas.

Contra la crisis Desde fines de junio, el Gobierno venezolano implementó controles de cambio y precios para conjurar la crisis bancaria, producida por la intervención por falta de liquidez de una decena de instituciones desde principios de año.

Las divergencias que existen en el gobierno en materia de política cambiaria se evidenciaron esta semana cuando el presidente Rafael Caldera criticó que el presupuesto para 1995 contemple una paridad diez bolívares por encima de su cambio único actual de 170, indicaron este viernes fuentes allegadas al Palacio presidencial de Miraflores.

Según las fuentes, Caldera está en desacuerdo con los cálculos del ministerio de Finanzas, que al elaborar el proyecto de ley de presupuesto para 1995 calculó la paridad del dólar a 180 bolívares, pues considera que crea expectativas devaluacionistas contrarias a su opinión de que el bolívar podría revaluarse a 160 bolívares.

En paralelo, el diario especializado Economía Hoy publicó es su edición del viernes anterior una consulta a expertos que concuerdan en que el bolívar está sobrevaluado y podría estarlo aún más el próximo año de continuar el mecanismo de control de cambio impuesto por el gobierno desde julio pasado.

En promedio, los expertos consideran que tipo de cambio real para el mes de octubre se ubicaría en 181,50 bolívares por dólar, 6,3 % por encima de la tasa actual.

Los pronósticos En cuanto a pronósticos para el futuro inmediato Economía Hoy elaboró un cálculo suponiendo cuatro condiciones básicas: 1) un promedio de inflación para Venezuela de 4 % mensual, 2) control de cambio mantendrá el dólar a 170 bolívares, 3) crecimiento de los precios de principales socios comerciales venezolanos permanecerán igual a los registrados en septiembre y 4) valores de las divisas de esos países tendrán la misma relación de equivalencia con la moneda estadounidense.

Estos parámetros señalan que la sobrevaluación del bolívar se situaría en 40,50 % para octubre de 1995, lo que implica que el cambio real para lograr una situación de equilibrio para esa fecha debería ser 285,50 bolívares por dólar.

Esto implicaría una devaluación del tipo de cambio nominal de 67,94 %. Agrega el diario que en la medida que la inflación venezolana sea superior al promedio de 4 % mensual, el rango de devaluación será mayor.

De acuerdo a las previsiones del plan de estabilización y recuperación económica lanzado por el gobierno hace un mes se espera una inflación de 60 % este año y 25 % en 1995.

Sin embargo, expertos coinciden en que difícilmente el próximo año se logre una inflación menor al 65 %. Este año, entre enero y septiembre la tasa inflacionaria fue de 45 %.

Respecto al control de cambios, portavoces del gobierno han indicado que éste se mantendrá hasta que haya indicios sólidos de ingreso de nuevas inversiones a Venezuela y garantías de que no habrá fuga de capitales.

De acuerdo a fuentes oficiales los venezolanos tienen en el exterior 90.000 millones de dólares.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.