LAS GORDAS SE FUERON DE MADRID

LAS GORDAS SE FUERON DE MADRID

Ni veinticuatro horas hicieron falta para que las 21 esculturas del colombiano Fernando Botero, que desde mayo pasado fueron admiradas por varios millones de personas, abandonaran el madrileño paseo de La Castellana, incluida la Mujer con espejo, que fue donada a Madrid por el artista. La dama del espejo, la favorita de los madrileños, fue trasladada de momento a un taller de fundición de Arganda del Rey, donde permanecerá hasta que se decida su ubicación definitiva y donde se le darán pátinas especiales, para que recupere su brillo habitual, algo deteriorado tras el continuo manoseo al que estuvo sometida a lo largo de estos meses.

10 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

Tal y como estaba previsto, a las 7:30 hora local (6:30 GMT) del sábado, comenzaron las tareas de desmontaje de las esculturas, a cargo de cuatro empresas especializadas que han llevado a cabo su labor con toda normalidad, ante el asombro de cientos de personas que vieron cómo los populares gordos y gordas de Botero fueron levantados por el aire y depositados en los camiones, como si de pequeños objetos se tratara.

Los madrileños que acudieron a presenciar el desmontaje de la exposición y algún que otro turista despistado que ignoraba que era el último día, se hicieron las fotografías de rigor junto a sus esculturas preferidas, sin importarles incluso que muchas de ellas estuvieran ya colocadas en los camiones y cubiertas de precintos.

Para última hora se dejó el traslado del Torso, situado frente a la fuente de La Cibeles, que por su peso y forma, es la escultura que ofrecía mayores dificultades de manipulación, lo que tampoco iba a impedir que el desmontaje de la exposición finalizara esa misma tarde.

La concejala de Medio Ambiente, Esperanza Aguirre, no quiso perderse el espectáculo y comentó a los periodistas el éxito de la exposición, contemplada por más de 2,5 millones de personas, sin contar con aquellos que han podido admirar las esculturas desde los quince millones de vehículos que circularon por la Castellana durante esos cinco meses.

Aguirre comentaba el riesgo que corrían quienes se empeñaban en hacerse la última foto, a pesar de que, a escasos metros, la grúa estaba trasladando las esculturas, que pesan entre tres y cuatro toneladas.

Esperanza Aguirre afirmó que el emplazamiento definitivo de la Mujer con espejo no se decidirá hasta que se conozca la opinión de Botero al respecto, y la de Caja de Madrid, entidad organizadora y patrocinadora de la exposición en colaboración con el Ayuntamiento de Madrid, y que ya ha manifestado sus preferencias por el cruce de María de Molina con La Castellana o el propio Paseo de Recoletos.

Además de la Mujer con espejo, se quedarán otras tres esculturas de la exposición -Caballo, Rapto de Europa y Mujer recostada- que han sido adquiridas por los Aeropuertos Nacionales (AENA).

Sonsoles Vallines, coordinadora de la muestra, resaltó la rapidez del desmontaje y añadió que el haber utilizado solamente un día para esta labor constituía un récord con respecto a lo que sucedió en París y Nueva York, ciudades en las que se hizo con anterioridad esta misma exposición.

En un solo día, Botero ha desaparecido de La Castellana , decía Vallines, quien señalaba también que hoy mismo se había comenzado con las tareas del relleno de los huecos en los que se habían situado los pedestales de las esculturas, y de recuperación del césped.

En una semana aproximadamente, el paseo de Recoletos ofrecerá el aspecto de siempre, cuando terminen las tareas de jardinería y se hayan plantado unos 35 mil crisantemos.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.