A QUE UD. NO LA HA VISTO ASÍ

A QUE UD. NO LA HA VISTO ASÍ

Apareció como si hubiera salido de un sombrero de copa. Aunque su crecimiento fue paralelo, es el polo opuesto al Distrito de Aguablanca. Y opuesta es su situación geográfica y social. El uno, el asentamiento subnormal, está al Oriente sobre lo que fue una antigua laguna y es el más publicitado por sus problemas. El otro, el de la ciudad nueva, se encuentra en las laderas del Occidente y pasa casi desapercibido a pesar de sus rascacielos.

22 de octubre 1992 , 12:00 a. m.

Hace unos 15 años, la panorámica obligada de Cali era desde la Colina de San Antonio o la Estatua de Belalcázar. Pero la urbe también se extendió hacia las montañas en forma de conjuntos residenciales de refinados edificios y costos exhorbitantes.

Ahora, el caleño se sorprende cuando descubre esos nuevos ángulos de lo que parece otra ciudad moderna y distinta a la que conoce.

No es sino tomar las rutas de Altos de Normandía, la Vía al Mar o de Bellavista para conocerla y admirarla. Anímese.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.