LEGALIZARÁN PREDIOS SIN TÍTULOS

LEGALIZARÁN PREDIOS SIN TÍTULOS

El Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural fue autorizado para suscribir un crédito externo por 300 millones de dólares con la banca multilateral, para la cofinanciación del mercado de tierras de la nueva reforma agraria y la formalización de las propiedades urbanas y rurales. La determinación se adoptó en el Consejo Nacional de Política Económica y Social (Conpes). Los proyectos beneficiarán cerca de 2,5 millones de familias y tendrán un costo de alrededor de 861 millones de dólares (723.000 millones de pesos).

14 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

De esta cifra, 561 millones de dólares (471.240 millones de pesos) corresponden a recursos nacionales y 300 millones de dólares (252.000 millones de pesos) a crédito externo.

La formalización de las propiedades urbanas y rurales tendrá un costo de 115 millones de dólares (96.600 millones de pesos), de los cuales 92 millones de dólares son de crédito externo.

Este plan significa en los próximos cuatro años la formalización de posesión de 1,2 millones de predios urbanos y cerca de 1,2 millones de predios rurales, la titulación de cinco millones de hectáreas baldías y el saneamiento de resguardos indígenas (superación de conflictos entre colonos e indígenas).

Según el Conpes, el 40 por ciento de los predios rurales y el 34 por ciento de los urbanos no cuentan con títulos de propiedad. El Gobierno busca encontrar mecanismos ágiles de legalización de la propiedad y de unificación del contenido y forma de los títulos , explica el organismo.

Cambia el Incora Para el mercado de tierras rurales, espina dorsal de la nueva ley 160 de reforma agraria, el plan del gobierno pretende la redistribución de un millón de hectáreas, para beneficiar a 70.000 familias, con un costo de más de 600.000 millones de pesos.

Esta semana, el gerente del Instituto Colombiano de la Reforma Agraria (Incora), Luis Fernando Múnera Díez, presentó el programa de reforma para los próximos cuatro años.

El mercado de tierras rurales consiste en la negociación directa de los predios entre los campesinos y los propietarios. Si no hay acuerdo, el Incora podrá adelantar la negociación y compra de las tierras para posteriormente adjudicarlas.

Para alcanzar estos objetivos, el Incora será sometido a un programa de modernización interna, pues será la entidad encargada de ejecutar las metas.

La entidad se convertirá en un catalizador del mercado de tierras, impulsará la creación de inmobiliarias rurales que promuevan la oferta, respondiendo a la demanda de subsidio directo para la adjudicación a los campesinos y, además, agilizando los procedimientos de entrega y titulación de predios.

El plan debe incluir la modificación de los procedimientos operativos, la capacitación de los funcionarios y la renovación y actualización de los equipos del Instituto.

Se busca también que la entidad ejecute una campaña agresiva de divulgación dirigida a la población y a las instituciones involucradas en la realización de los programas.

(VER RECUADRO MAC)

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.