HAY CELOS QUE MATAN...!

HAY CELOS QUE MATAN...!

Desde antes del comienzo de la carrera, los técnicos de los equipos que, más allá de una competencia ciclística, lo que se iba a realizar era una complicada partida de ajedrez en la que los escaladores le apostarían a la montaña para distanciar, tanto como fuera posible, a los contrarrelojeros. Sin embargo, irónicamente, después de que se han disputado tres de los cuatro ascensos más importantes de la geografía nacional y del trazado del Clásico RCN-Caja Popular Cooperativa 45 años, los escaladores están perdiendo la partida.

15 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

Porque no solo no han conseguido la ventaja suficiente en relación con los ases de la contrarreloj individual, sino que uno de los mejores exponentes de esa modalidad, el boyacense Libardo Niño, de Kelme-Link, los tiene ahora al borde de un ataque de nervios y les arrebató el rótulo de favoritos.

En tres días, con una gran fortaleza en la alta montaña -condición que jamás había exhibido-, con una enorme inteligencia para moverse en la carretera - gracias a la astucia de su técnico Alvaro Pino- y con una contundencia para aprovechar el terreno favorable y los errores de sus rivales, este pequeñín neoprofesional está a punto de dar una sorpresa de proporciones.

El miércoles subió a La Línea y en la bajada se desprendió del lote para descontar 31 segundos; ayer, en el terreno quiebrapiernas entre Chinchiná y Dos Quebradas, sacó ventaja del pavimento mojado por la lluvia y el descenso y acumuló otros 22 segundos. Y ayer, en la penúltima prueba de fuego, les asestó a los escaladores un nuevo y decisivo golpe: les aguantó los ataques en la subida a Letras y luego los arregló en la bajada hacia Honda, donde cosechó 39 segundos más. Es decir, en tres días descontó 1.32 minutos y se montó al segundo puesto de la general.

Había con qué buscar la camiseta de líder, pero le dije a Libardo que levantara el pie del acelerador, porque no tenemos equipo para defender esa posición , dijo, sonriente y satisfecho, el técnico Pino. En la subida lo atacaron mucho, pero él aguantó con coraje. Luego, en el descenso, aprovechó la marcación entre ellos y se desprendió. Todo salió tal y como lo teníamos previsto , agregó.

Si Libardo Niño se coronar en este Clásico RCN, será por la combinación de dos factores: uno, el excelente estado de preparación y la inteligente estrategia que ha mostrado durante el transcurso de la carrera; y, dos, la capacidad para sacar provecho de los celos y de las equivocaciones de sus rivales. Porque ayer, como en las dos jornadas anteriores, los demás se equivocaron.

El Manzana Postobón de José Alfonso El Pollo López le apostó a seleccionar el lote, en el cual tenía mayoría, para intentar liquidar a Niño. El Gaseosas Glacial de Roberto El Oso Sánchez también jugó una carta ofensiva, con Luis Alberto El Pollo González, pero fracasó porque el campeón defensor no es el gallo en esta ocasión. Ese ataque del hombre de Palestina generó, en cambio, la inmediata reacción de Postobón, que perdió a Efraín Rico, puso a camellar a José Jaime Chepe González y sacrificó la opción de Julio César Aguirre, que también asumió el rol de gregario. Mientras, el gran damnificado fue el paisa Oscar de J. Vargas, de Aguardiente Antioqueño-Lotería de Medellín, que padeció un calvario en el ascenso y consiguió salvarse gracias al sensacional trabajo de Carlos Mario Jaramillo.

Y Libardo? En coche, muerto de la risa.

La sucesión de ataques y réplicas caracterizó los primeros 15 kilómetros del ascenso a Letras. Pero luego, cuando el intenso frío, la lluvia y la espesa niebla hicieron su aparición, se decretó la tregua hasta que comenzara el descenso. Allí, entonces, la consigna sería sálvese quien pueda .

Al comenzar la bajada, fui a buscar al Pollo González. Cuando le llegué, miré para atrás y no vi a nadie. Entonces decidí probarme, a ver qué pasaba. Al saber que teníamos una ventaja favorable le di con todo, para acercarme más en la general , narró Niño, que completó un sensacional triplete de éxitos en lo que va de la carrera. Manejamos la diferencia, porque no tenemos cómo defender el liderato , afirmó.

No es tanto que Libardo Niño les vaya ganando la carrera, sino que los demás la están perdiendo solitos. Manzana Postobón no trabaja, para que Gaseosas Glacial asuma la responsabilidad, y viceversa; y Aguardiente Antioqueño- Lotería de Medellín no puede, porque no tiene con qué ni con quién. Entonces, en ese juego de parejas celosas, la gran figura del baile, sin ser un Charles Chaplin, es el corredor del Kelme-Link.

Pero, allende los errores, que son contingencias de la carrera, lo que más ha favorecido a Niño es el nerviosismo de sus oponentes, que ya bordea el desespero. Cada técnico ha movido sus fichas lo mejor que ha considerado, y también de acuerdo con las posibilidades y la suerte. Solo que, como en el caso de Manzana Postobón y Gaseosas Glacial, se han equivocado a la hora de poner a trabajar a los peones. Por eso, el rey del descenso está a punto de coronarles.

La jornada de hoy puede resultar parecida a la del jueves, porque los 130,1 kilómetros entre Honda e Ibagué presenta un final con tendencia al ascenso, en un terreno donde siempre algún favorito ha pagada caro el estrés acumulado. Debería ser un día de transición, pero hay que ver quién la embarra y arma el despelote.

POSICIONES DEL CLASICO Etapa-Dalhom: 1. Libardo Niño, Kelme-Link, 3:34.38; 2. Henry Cárdenas, Gaseosas Glacial, a 38 segundos; 3. Alvaro Sierra, Gaseosas Glacial, a 39; 4. Martín Farfán, Manzana Postobón, mt; 5. Oscar de J. Vargas, Aguardiente Antioqueño-Lotería de Medellín, mt; 6. José Jaime González, Manzana Postobón, mt; 7. Julio César Aguirre, Manzana Postobón, mt; 8. Luis Alberto González, Gaseosas Glacial, mt; 9. Hernán Patiño, Manzana Postobón, a 6.43; 10. Félix Cárdenas, Pony Malta-Avianca, mt.

General-Los Coches: 1. Farfán, 26:53.04; 2. Niño, a 30 segundos; 3. Aguirre, a 1.13; 4. Vargas, a 1.23; 5. Sierra, a 1.33; 6. LA.González, a 4.14; 7. JJ.González, a 7.26; 8. Efraín Rico, Manzana Postobón, a 9.36; 9. Celio Roncancio, Gaseosas Glacial, a 11.48; 10. Héctor Manuel Castaño, Aguardiente Antioqueño-Lotería de Medellín, a 12.05.

Montaña-Copidrogas: Alvaro Sierra. Metas volantes-TCC: Néstor Mora, Kelme- Link. Regularidad-Icopinturas: Libardo Niño. Novato-Aguardiente Antioqueño: Félix Cárdenas. Aficionado-Telecom: Jairo Obando. Excelencia-Febor: Julio César Aguirre. Kilómetro 45-Caja Popular Cooperativa: Luis Alberto González.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.