VIVA EL GRINGO

VIVA EL GRINGO

17 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

Pocas veces se oye, en la América Latina, lanzar un viva a los gringos, cuestión por demás injusta, porque es más lo que debemos agradecer al país del norte que censurar. Pero esta vez, ante el drama de la maldita cocaína con su siembra y, desde luego, el consumo, vino en ayuda de quienes la combaten un bichito que a veces se convierte en gusano, al que con humor picaresco los que siembran plantas de coca lo llaman el gringo . Es un refuerzo quizá enviado por la naturaleza, que obra por designios inexplicables, para reforzar a las valientes autoridades que en todo el mundo tratan de destruir las plantaciones de coca.

Jamás se podría fomentar y auspiciar el crecimiento de una plaga que causa muchos daños. Pero en el caso del gringo podríamos realizar estudios científicos para ver cómo se aumentaría esta especie, que esta vez no es mal vista sino bienvenida. Sólo falta que la naturaleza cree un virus que obligue a los drogadictos a dejar la adicción. Eso sí que sería estupendo. Si el hombre no puede, la madre naturaleza sí está en capacidad de conseguirlo.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.