Secciones
Síguenos en:
MAO, UN SINVERGENZA

MAO, UN SINVERGENZA

El arquitecto de la China comunista moderna, Mao Tse-tung, era un lujurioso más adepto a la historia imperial china que a la teoría marxista, según un médico que estuvo a su lado durante 22 años. El doctor Li Zhisui declaró que Mao creía que prolongaría su vida al tener relaciones con cientos de mujeres jóvenes. También dijo que el líder marxista durmió por años en una cama especial que llevaba por dondequiera que iba en China, y que no tenía amigos, sólo enemigos a los que había que conquistar por cualquier medio que estuviera a mano.

Li ha compilado una crónica de la vida del líder chino, en base a los incontables diarios que mantuvo como médico personal de Mao hasta su muerte en 1976. La editorial estadounidense Random House publicará una versión en inglés del libro de Li, bajo el título de The Private Life of Chairman Mao (La vida privada del presidente Mao), y la edición china se lanzará próximamente.

El presidente comunista nunca se bañaba ni se cepillaba los dientes él mismo. Nunca tuvo que ocuparse de nada, ni de ponerse sus calcetines o sus pantalones, ni de peinarse el cabello , dijo Li.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.