Feroz oposición a consulta de Correa para convocar una Constituyente

Feroz oposición a consulta de Correa para convocar una Constituyente

Una tempestad política se está configurando por el anuncio radical del virtualmente electo presidente Rafael Correa de convocar a una Consulta Popular, para que los ecuatorianos se pronuncien en favor de una Asamblea Constituyente, que redacte una nueva Constitución sin la participación de los 100 diputados electos, que entrarán en funciones el 5 de enero.

29 de noviembre 2006 , 12:00 a. m.

El reelecto diputado del partido Socialcristiano (der.), Luis Fernando Torres, anunció que la “nueva derecha” ecuatoriana organiza una resistencia, “política y democrática alrededor de varias fuerzas” para enfrentar a Correa.

La situación se presenta compleja, toda vez que Alianza País (AP), el partido del electo mandatario, no tiene representación parlamentaria, pues ni siquiera presentó lista para conformar un Congreso cuyos índices de aceptación alcanzan el 2 por ciento.

Correa salió a tratar de conjurar la crisis, aclarando que su meta no es el cierre de esa corporación. “No vamos a disolver el Congreso; pero mientras funciona la Asamblea, el Congreso no podrá legislar y su atribución quedará limitada a fiscalizar”, dijo.

Los artículos 104 y 180 de la Constitución otorgan al Presidente la facultad de convocar a una Consulta Popular.

‘Si quiere guerra, guerra tendrá ’ Pero el artículo 283 precisa que el Presidente puede someter a Consulta la aprobación de reformas para casos de urgencia, calificados estos por el Congreso Nacional.

Como era de esperar, los diputados electos, que serán la mayoría parlamentaria contraria a Correa, aseguran que no permitirán que se les despoje de una representación ganada en las urnas.

“Sería un error gravísimo buscar cerrar al Parlamento ecuatoriano para instaurar una Asamblea Nacional Constituyente con plenos poderes”, dijo el Federico Pérez Intriago, del Partido Renovador Institucional Acción Nacional (Prian), de Álvaro Noboa, el candidato perdedor en las presidenciales pero que detenta la mayoría en el Legislativo. “Si quiere guerra, guerra tendrá”, dijo Torres al advertir que no permitirá que el Congreso “desaparezca de un plumazo”.

El constitucionalista Mauricio Gándara puntualizó a EL TIEMPO que “la convocatoria sería para una Consulta, y no para pedir el pronunciamiento sobre reformas, por lo que Correa está facultado para convocar directamente sin pasar por el Congreso”.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.