El cara a cara por las transferencias

El cara a cara por las transferencias

Los recursos que cada año destina la Nación a las regiones para fortalecer la atención de la vejez, saneamiento básico, educación y salud de los colombianos, son motivo de discusión en el Congreso de la República. La iniciativa del Gobierno que pretende reorganizar el monto de estos dineros a partir del 2008, y hasta el año 2019, afectaría a Bogotá con una reducción cercana a los 1,4 billones de pesos.

24 de noviembre 2006 , 12:00 a. m.

Así lo afirma el representante a la Cámara David Luna, del movimiento Por el País que Soñamos, que estima que durante todo este tiempo la capital dejaría de percibir 240 mil millones de pesos anuales, necesarios para mantener y mejorar la atención.

Su colega Nicolás Uribe, del Partido de la ‘U’, defiende la tesis del Gobierno y asegura que lo que se está tratando de lograr es un equilibrio general que le permita a la Nación fortalecer esos recursos en el futuro cercano.

‘No es una disputa regional’.

¿Qué propone el Gobierno? Extender el régimen de transición para mantener la estabilidad fiscal y macroeconómica del país. Si esto no se cumple no habrá región a la que le vaya bien.

¿Cómo afecta esto a Bogotá? La capital no se afecta. En la medida en que el Gobierno fortalezca sus finanzas, todos serán beneficiados. Temas como el de TransMilenio no hubieran sido posibles sin la ayuda del Gobierno.

¿Es justo lo que recibe la ciudad? Bogotá tiene un superávit fiscal y tiene garantizada la cobertura y la calidad de los servicios. Decir que se le está recortando plata para salud y saneamiento es mentira. Lo que se busca es un equilibrio general para el país.

¿Entonces qué es lo más rentable para la capital? Nada sacamos teniendo una Bogotá boyante con un país quebrado. Es una decisión costosa hoy, pero rentable en el largo plazo. Estamos pensamos más en las próximas generaciones y no en las próximas elecciones. No es una disputa regional, es una manera de que a todos les vaya bien.

DECISIÓN RENTABLE.

‘‘Hoy es una decisión costosa, pero rentable a futuro. Pensamos más en las próximas generaciones y no en las elecciones”.

Nicolás Uribe, representante a la Cámara por Bogotá.

‘Posición injusta con Bogotá’.

¿Cómo afecta a Bogotá la iniciativa del Gobierno? Con lo que el Senado y la Cámara han aprobado hasta ahora, la ciudad perderá 1,4 billones de pesos. Por eso no apoyamos la propuesta y presentamos una alternativa.

¿Cuál es esa alternativa? Adoptar el régimen de crecimiento real, pero incrementándolo en 7 puntos porcentuales por encima de la inflación. Esto permitiría mejorar la calidad de los servicios y proteger las finanzas nacionales. Con esto Bogotá dejaría de percibir 60 mil millones de pesos cada año, y no 240 mil millones. ¿Porqué cree que Bogotá sale perdiendo? Bogotá hace un gran esfuerzo para financiar al resto del país: aporta el 26 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) nacional y recauda más del 50 por ciento de los tributos nacionales. La nación solo le devuelve el seis por ciento. ¿Qué piensa de la posición de Nicolás Uribe? Que es injusta con la ciudad que representa. Además, justificar la reducción con el apoyo del Gobierno al transporte masivo no es equitativo.

Esos son compromisos adquiridos desde 1998.

EL APORTE DE BOGOTÁ.

‘‘Bogotá aporta el 26 por ciento del PIB y recauda el 50 por ciento de los tributos, y la nación le devuelve solo el 6 por ciento”.

David Luna Sánchez, representante a la Cámara por Bogotá.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.