Habemus TLC

Habemus TLC

La firma del Tratado de Libre Comercio que se realiza hoy en el espléndido Centro de Conferencias Enrique V. Iglesias del Banco Interamericano de Desarrollo en la ciudad de Washington no es una mera formalidad protocolaria. Por el contrario, la suscripción del TLC es una ceremonia diplomática de importancia significativa para el país, mediante la cual se le da vida jurídica al proceso legislativo y político, y en Colombia constitucional, que se debe surtir en cada país antes de proceder a su promulgación y posterior implementación.

22 de noviembre 2006 , 12:00 a. m.

El TLC con Estados Unidos marca un hito de particular trascendencia en la vida económica y política de Colombia. Muchos son los interesados, pero muy pocos los elegidos que llegan finalmente a la formalización de lo acordado en materia comercial con la primera potencia del mundo. Colombia pasa a ser parte integrante de un selecto grupo de 15 países que pretenden participar de forma creciente en las corrientes globales del comercio internacional de bienes, servicios e inversiones de Estados Unidos.

A raíz de la razonable zozobra que ha generado la indefinición respecto de la prórroga de corto plazo de las preferencias del Atpdea, que vencen a finales del año, algunos analistas tienden a pensar que la demora por parte de Colombia en la fase final de las negociaciones es responsable de lo que ocurre con las preferencias. Nada más alejado de la realidad, salvo quizás nuestro indeclinable objetivo de negociar bien y la aplicación de aquel refrán que reza “no por mucho madrugar amanece más temprano”. La comparación con el TLC peruano despeja cualquier duda al respecto.

En materia de tiempos, pese a que el gobierno del Perú culminó las negociaciones el 5 de diciembre del 2005, firmó el TLC el 12 de abril y logró su aprobación en el Congreso peruano el 28 de junio de 2006, hoy enfrenta prácticamente el mismo predicamento que nosotros, pues aún le falta pasar por el tamiz del Congreso norteamericano.

Existe incluso la posibilidad que por economía procesal legislativa, los TLC de Colombia y Perú sean considerados conjuntamente como andinos, perspectiva que nos trae más beneficios que costos a la hora de enfrentar al nuevo Congreso de mayoría demócrata el año entrante.

Otros vientos soplan sus portentosas velas para pedir la renegociación del TLC, especialmente en el tema agrícola, para que se contemplen mayores compensaciones, pues se argumenta que el TLC puede desestabilizar el campo.

Esta tesis parte del lugar equivocado, como en la célebre propaganda, en el sentido que el agro es perdedor neto en la negociación, y que por esta razón, Estados Unidos debería compensarnos. La lógica de esta argumentación nos llevaría necesariamente a identificar un enérgico reclamo generalizado de los sectores productivos del agro frente al TLC, que en honor a la verdad, no existe. La prueba palmaria de lo anterior se encuentra en la XXIX Encuesta de Opinión Empresarial Agropecuaria realizada por el Cega para la BNA, Finagro, SAC, Andi y PORTAFOLIO publicada la semana pasada. Este destacado sondeo de opinión confirma que “el TLC con Estados Unidos no figura como una preocupación o amenaza para la mayoría de las actividades” e inclusive “no creen que la competencia los pueda afectar”. Es cierto que se han presentado voces aisladas que prefieren mantener el statu quo y sus amplios márgenes de comercialización, en lugar de dar el salto al futuro en busca de una mejora transversal en la competitividad del agro. Pero no lo es menos el hecho que la mayoría considera que esta es la oportunidad para apostarle a la empresarización del campo. .

Asesor del Ministro de Agricultura.

"El TLC con Estados Unidos marca un hito de particular trascendencia en la vida económica y política de Colombia”.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.