Famosos, en líos

BLANCO DE AL QAEDA Un momento aburridor deben estar pasando Angelina Jolie y Brad Pitt, pues la pareja se volvió blanco del grupo terrorista Al Qaeda, según un diario de India, donde la actriz rueda la película ‘A Mighty Heart’. La pareja admitió que la amenaza tal vez se deba a la naturaleza política de la cinta, que cuenta la historia de Mariane Pearl, la viuda del periodista estadounidense Daniel Pearl, quien fue secuestrado y ejecutado por la insurgencia en Pakistán.

09 de noviembre 2006 , 12:00 a. m.

Por otro lado, Jolie podría enfrentar un lío jurídico en Camboya por su generosidad. El director de la sociedad Cambodian Vision in Defelopment (CVD), Mounh Sarath, dijo que piensa presentar una querella contra la actriz por incumplimiento de contrato, porque ella no quiso darle más recursos a su organización después de recibir información según la cual, Sarath ha malgastado la plata que le ha dado. La defensa del hombre es que la competencia quiere las donaciones de Jolie y por eso lo está difamando. La artista iba a donar 1,5 millones de dólares y alcanzó a girar 200 mil, antes de enterarse de las supuestas faltas del director. Este, por su parte, dice que su querella sería para que girara todo a lo que se comprometió.

ACUSADO DE BUEN ACTOR Cada día se comprueba que en el amor, las guerras y la política todo se vale. Eso está ocurriendo con Michael J. Fox que por cuenta de apoyar unas campañas está siendo objeto de críticas. El actor, que dejó su carrera porque padece mal de Parkinson, protagoniza una propaganda en TV de 30 segundos en favor del representante Benjamin L. Cardin, de la candidata al senado Claire McCaskill y del gobernador de Wisconsin, Jim Doyle. Hasta ahí todo bien, porque estos políticos, a su vez, apoyan que con recursos del Estado se hagan investigaciones sobre células madre, que podrían ayudar a combatir la enfermedad de Fox.

Pero lo que tiene alborotados, especialmente a los opositores, es que Fox tiembla y se bambolea mientras habla directamente a la cámara sin el menor esfuerzo por esconder las secuelas de su enfermedad. Incluso, el periodista Rush Limbaugh arremetió contra el actor en su programa radial, diciendo que sus constantes sacudidas eran “una actuación”. E insinuó que parecía que había dejado de tomar la droga intencionalmente. Al día siguiente se disculpó, pero insistió en que el actor estaba explotando su enfermedad.

LA MALA RACHA DE ANNA NICOLE Sigue la nube negra sobre la ex Playboy Anna Nicole Smith . Su hijo murió a su lado, después de que ella acababa de dar a luz a su segunda hija, en septiembre. Se alcanzó a pensar que había manos criminales en los hechos, pero se concluyó que la muerte la ocasionó una combinación de medicinas.

Luego, la ex conejita tuvo que ser hospitalizada por una neumonía, se dice que también está en tratamiento para la depresión. Y no es para menos, pues la mala racha no se aleja.

Ahora la quieren desalojar de la casa donde se internó desde la muerte de su hijo en Las Bahamas. G. Ben Thompson, quien dice que fue su novio, afirmó que le prestó un millón de dólares para que comprara la mansión frente al mar, pero que ella no ha hechos los pagos del préstamo hipotecario. Encima de todo, el fotógrafo Larry Birkhead,que dice ser el padre de la segunda hija, la acusó de haberle teñido el pelo a la bebé, para que se parezca más a su ex abogado, Howard K. Stern, con quien se casó hace menos de tres meses. Y para completar, su hermana sacará a la venta un libro en el que dice que Anna Nicole es una pésima madre y la culpa indirectamente de la muerte de su hijo

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.