Secciones
Síguenos en:
GESTIÓN DE CARTER, ÚLTIMA OPCIÓN PARA EVITAR LA INVASIÓN

GESTIÓN DE CARTER, ÚLTIMA OPCIÓN PARA EVITAR LA INVASIÓN

El ex presidente norteamericano Jimmy Carter arribó ayer a Puerto Príncipe para entrevistarse con los gobernantes militares de Haiti, en lo que se ha considerado como la última opción para evitar la invasión de Estados Unidos a la isla. Al mismo tiempo, el presidente Bill Clinton visitó las instalaciones del Pentágono para ultimar detalles en torno a la posible intervención armada.

Carter, sin embargo, aseguró que contaba con el respaldo total del gobierno estadounidense, y calificó su visita como la más importante y la más urgente que haya realizado jamás .

Los jefes militares haitianos recibieron amigablemente la misión encabezada por Carter, pero pocas horas antes de la llegada del ex presidente aseguraron que estaban dispuestos a resistir cualquier invasión.

Ante su negativa a abandonar el poder, y permitir el regreso del ex gobernante Jean Bertrand Aristide, miles de haitianos seguían huyendo de la Capital hacia el campo.

Del éxito o del fracaso de la visita de Carter a Haiti depende la toma de una decisión formal sobre la intervención armada, que podría lanzarse en las primeras horas de mañana.

El expresidente Carter viajó a la isla en compañía del general Colin Powell, ex jefe del estado mayor conjunto de las fuerzas armadas, y del senador Sam Nunn, que preside el Comité sobre Servicios Armados del Senado.

Por lo pronto, el Pentágono movilizó ayer nuevas unidades de la reserva, y sólo espera un reporte de la que se ha calificado como la última opción diplomática que podría evitar la invasión.

Aterrizó en Puerto Príncipe la última oportunidad de paz El régimen golpista haitiano recibió ayer una bocanada de oxígeno. La llegada del ex presidente estadounidense Jimmy Carter y del ex jefe del Pentágono Colin Powell será el último y más urgido intento de la Casa Blanca por permitir una salida pacífica de los golpistas antes de que la intervención militar reinstaure en el poder al presidente constitucional, Jean Bertrand Aristide.

En Washington, el presidente Bill Clinton describió la misión de Carter como un buen postrer esfuerzo por organizar un traspaso de poder pacífico y ordenado con un mínimo de pérdida de vidas y la mayor oportunidad de seguridad para todos los haitianos y, por supuesto, de nuestras propias tropas . Poco antes de desplazarse a la sala de guerra del Pentágono para revisar los planes de la invasión con los principales responsables de la Defensa, Clinton dijo que sólo queda por saber, no si los dictadores haitianos van a irse, sino cómo .

Carter y Powell, acompañados por el senador demócrata Sam Nunn, llegaron al aeropuerto de esta capital minutos después del mediodía, en medio de una manifestación de unos cientos de partidarios del régimen que coreaban consignas anti-invasión. Banderas haitianas, pancartas con leyendas del tipo Haití para los haitianos ; Intervention non o cánticos como Aristide no, democracia sí le pusieron color (y más calor) a la llegada de los enviados del presidente Clinton.

Esta es la misión más importante que he tenido en la región , dijo Carter al enfrentar a los casi 200 periodistas que lo aguardaban en el terminal aéreo. Carter dijo que buscará una solución pacífica al conflicto porque el pueblo haitiano quiere libertad, paz y democracia .

Los enviados estadounidenses permanecerán en Puerto Príncipe 24 horas, (hasta la mañana de hoy) cuando retornarán a Washington para llevarle de inmediato la respuesta al jefe de Estado. No habrá declaraciones a la prensa, todas las gestiones serán confidenciales y sólo le informaré sobre lo ocurrido al presidente Clinton , dijo el ex mandatario demócrata.

Con la llegada de Carter y su comitiva no es que se difieran los planes militares del Pentágono. El fusil permanece engatillado. No obstante, se da la opción de que la resistencia a la intervención se reduzca y se pierdan menos vidas en el proceso.

Panamá y Argentina han ofrecido recibir a Cedras y la fecha límite para que el general y su séquito de colaboradores abandone el poder parece ser esta noche. De no hacerlo, será el designio de los proyectiles el que escriba el futuro de este país.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.