A EDUCAR PARA ACABAR CON TRÁFICO ANIMAL

A EDUCAR PARA ACABAR CON TRÁFICO ANIMAL

Un promedio mensual de 300 animales silvestres son llevados a los zoológicos más importantes del país por personas que se encartan con ellos tras conseguirlos o comprarlos de forma ilegal. Cerca del 70 por ciento de estos animales se mueren pues generalmente llegan en estados agónicos por la inadecuada alimentación, las heridas y las enfermedades.

03 de octubre 1994 , 12:00 a. m.

Los esfuerzos de los zoológicos para salvar estas especies muchas veces son insuficientes, no por la falta de voluntad sino por la falta de recursos económicos. La situación se complica debido a que las autoridades no ejercen un control efectivo sobre este tráfico ilegal.

Así lo denunciaron los representantes de seis zoológicos del país que se reunieron en Cali en el V Congreso Latinoamericano de Parques Zoológicos, Acuarios y Afines, junto a más de 45 delegados de once países de América.

Durante el encuentro, los directores de los zoológicos colombianos plantearon que es necesario realizar una agresiva campaña educativa para evitar que las personas continúen comprando especies en vía de extinción a los traficantes.

Además, hicieron un llamado a las entidades privadas para que se vinculen más activamente a la preservación de los animales que llegan en mal estado para desarrollar programas de liberación y reproducción.

Debido a esa participación privada, en el Zoológico Santa Fe de Medellín ya se está realizando desde hace más de un año un programa de liberación que ha permitido soltar a varios ejemplares de loros y primates en el Parque Natural Piedras Blancas y en el Magdalena Medio. Esta entidad recibe al mes entre 50 y 100 animales llevados por la gente y decomisados por las autoridades, según explicó su director Alonso Caballero.

Sin embargo, otros zoológicos, que no cuentan con recursos ni apoyo, tienen que verse obligados a rechazar le llegada de más animales. Este es el caso del Zoológico de Barranquilla, a donde las personas han llegado a llevar hasta cuatro boas al mes cuando ya no pueden mantenerlas en sus casas.

Además, se trata de modificar la idea de que entre más animales tenga un zoológico mucho mejor, ya que lo más adecuado es tener pocos animales con un fin justificado y sin condiciones de hacinamiento , explicó Fernando Nassar, director del Zoológico Jaime Duque de Bogotá.

Además, hay que fortalecer el papel de los zoológicos como lugares de recreación y educación para evitar la comercialización de la especies al máximo, señaló Haidi González, delegada del Zoológico Santa Cruz de Mesitas del Colegio (Cundinamarca) a donde al mes llegan en mal estado unos 40 primates y cerca de 10 águilas.

Según el biólogo Jorge Hernández, delegado del Instituto Nacional de Recursos Naturales Renovables (Inderena), otra recomendación para los zoológicos es que le presten más atención a la fauna colombiana que a la de Africa o Asia, por ejemplo.

Aunque se comprende que las especies foráneas atraen más visitantes, Hernández dijo que lo ideal sería dedicarse a los animales nativos para lograr su reproducción en cautiverio y su preservación.

Yo creo que los zoológicos son una necesidad, pero no creo en como están funcionando algunos. Lo positivo de este evento es que se demuestra el ánimo por dejar de ser simplemente muestrarios de seres vivos . agregó.

Un código de ética para los zoos Con el fin de fortalecer la función educativa de los zoos se propuso acordar un código de ética para la Asociación Colombiana de Parques Zoológicos (Acopazoo).

Se busca, así, que estas entidades se conviertan en verdaderos centros de investigación y enseñanza, más allá de la función recreativa y de exhibición El código intentará establecer reglas claras de juego y categorizar a los zoológicos en tres niveles.

La idea es que el zoológico de nivel C o tres, tenga un plazo de unos años para desarrollar un plan de mejoramiento en aspectos como capacitación de personal, investigaciones y campañas educativas.

Hasta el momento no se han categorizado los zoológicos del país, pero los requisitos fundamentales para alcanzar por lo menos el nivel B son brindar un óptimo bienestar a los animales y cumplir una función educativa y conservacionista.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.