LA HEPATITIS, EL DENGUE Y CÓLERA ATACAN SANTANDER

LA HEPATITIS, EL DENGUE Y CÓLERA ATACAN SANTANDER

El Servicio de Salud de Santander (SSS) lanzó un SOS ante las autoridades nacionales para contener las epidemias de dengue hemorrágico, hepatitis y cólera, que este año han azotado el departamento. Las tres enfermedades han tenido su origen en las comunidades más pobres del Magdalena Medio, pero poco a poco se han extendido hasta convertirse en una endemia que afecta los municipios del área metropolitana de Bucaramanga.

05 de octubre 1992 , 12:00 a. m.

Y peor aún, la Secretaría de Salud se quedó sin presupuesto para atender por el resto del año las campañas epidemiológicas y muchos municipios están urgiendo el envío de medicamentos y personal científico para atender los casos.

El jefe de epidemiología del SSS, Edgar Gonzalo Correa Romero, dijo que el dengue hemorrágico se presentó por primera vez en octubre del año pasado en Barrancabermeja y tres meses después se habían registrado 72 casos.

A pesar de las medidas de control, la enfermedad, cuya transmisión se efectúa por la picadura de un zancudo hembra, se extendió a todo el departamento, registrándose hasta hoy 3.500 casos. De este número, solo 307 obligaron a la hospitalización de los pacientes; más del 50 por ciento de ellos fueron atendidos en los municipios de Bucaramanga, Floridablanca, Girón y Piedecuesta.

A pesar del aumento de los casos por enfermedad, solo cuatro pacientes han muerto, dos de ellos en el Hospital Ramón González Valencia y dos más (menores) en Barrancabermeja.

En cuanto a la hepatitis, se han registrado 715 casos en forma oficial, de los cuales 235 fueron atendidos hasta julio en el Hospital González Valencia y las clínicas de Bucaramanga.

Los brotes de la enfermedad más agudos se han detectado en Tona, con 15 casos en un mes; San Andrés, con 60 y el más grave de todos, en Jesús María, donde en una sola vereda, Cabrera Baja, se afectaron los 200 habitantes, 60 de los cuales fueron los niños de una escuela pública.

En cuanto al cólera, parece que se ha logrado contenerlo, pero no erradicarlo. El último caso de un paciente con el virus fue atendido en agosto en Barrancabermeja. La enfermedad ha afectado especialmente las zonas del Magdalena Medio, entre otros los municipios de Puerto Wilches, Cimitara, El Playón y Rionegro.

Las autoridades reclaman con urgencia una adición presupuestal de por lo menos cien millones de pesos para proseguir las campañas contra las tres enfermedades o de lo contrario, se corre el riesgo de que ellas vuelvan a reaparecer en la región.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.