Sigue toma a finca en Caloto

Sigue toma a finca en Caloto

‘Los Nietos de Quintín Lame’. Así se autodenomina un grupo de 250 indígenas que desde hace una semana se tomó la finca La Dominga, en el municipio de Caloto, para exigir la propiedad de esas tierras situadas en el norte del Cauca.

15 de agosto 2006 , 12:00 a. m.

Se trata de una facción paez que aún no ha sido reconocida por las autoridades del Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC), organización que mediante un comunicado advirtió que no ha impulsado ningún tipo de movilización y que no se hace responsable de los hechos que se puedan registrar en el predio.

Ayer, el coronel Harold Lara , comandante encargado de la Policía en el Cauca, dijo que la orden de desalojo está dada. “Hoy se procederá al operativo”, agregó.

‘Los Nietos de Quintín Lame’ se consideran un fuerte grupo de base y en un comunicado afirman que “nadie puede usurpar la autoridad legítima de las comunidades”.

Se estima que son comuneros de los resguardos de Toribío, San Francisco, Tacueyó y Huellas (Caloto), a los que se les unieron campesinos de esa zona norte. Pero el Cric adelanta una investigación para establecer qué líderes están detrás de la movilización.

Sus voceros argumentan que están cansados de las negociaciones que adelantan las organizaciones indígenas legalmente reconocidas por el Gobierno, porque no arrojan resultados.

Las recuperaciones de tierras, como catalogan los indígenas el proceso de toma de fincas, se recrudecieron en el segundo semestre del 2005 en el Cauca, cuando más de mil indígenas se instalaron en los predios La Emperatriz, El Nilo y Japio, en el norte del departamento.

Durante ese proceso hubo un muerto y más de cien heridos entre indígenas y miembros de la Policía que adelantaban los desalojos.

MOVIMIENTO CHOCA CON PROCESO DE CRIC.

El nacimiento de los ‘Nietos del Quintín Lame’ sorprendió tanto a dirigentes del Consejo Nacional Indígena (Cric) como a delegados de los gobiernos departamental y nacional, que se habían reunido en julio para reinstalar la mesa de diálogo suspendida tras el bloqueo de la vía Panamericana, en mayo.

Esta protesta fue liderada por el movimiento indígena tradicional.

El Gobierno anunció que entregará 10.000 millones de pesos para la compra de tierras este año y otros 10.000 millones para el 2007. Y pidió incluir a comunidades afrodescendientes y campesinas que buscan la titulación.

Uno de los escollos de la compra de tierras son los Planes de Ordenamiento de varios municipios.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.