Secciones
Síguenos en:
CRECE AGITACIÓN LABORAL EN VENEZUELA

CRECE AGITACIÓN LABORAL EN VENEZUELA

El sector laboral venezolano registra una creciente e inquietante agitación originada en razones económicas insatisfechas y en problemas peligrosamente acumulados. La situación más conmovedora es la de decenas de ancianos jubilados del Instituto Venezolano de Seguros Sociales (IVSS), que durmieron frente al Congreso en busca de soluciones inmediatas para su situación.

Según sus voceros, muchos juvilados sobreviven con mensualidades de 5.000 y 6.000 bolívares (20.000 - 24.000 pesos colombianos) que, en muchos casos, no les pagan en forma cumplida.

Con su actitud, los jubilados pretenden que el Congreso apruebe un reajuste en las mesadas, hasta equipararlas con el salario mínimo (15.000 bolívares), y para lograrlo están dispuestos a dormir frente a la sede del legislativo una vez por semana.

También por razones económicas, el personal médico de todos los hospitales públicos de Caracas se lanzó este miércoles a un cese indefinido de actividades, como medida de presión para obligar al Gobierno a aceptar las condiciones de la contratación colectiva.

En los centros asistenciales afectados solamente funcionan los servicios de urgencia, en medio de graves restricciones presupuestales denunciadas en forma reiterada por las organizaciones sindicales.

En este sector hay otro paro en gestación, a nivel nacional. Según fuentes del sindicato del Ministerio de Sanidad y Asistencia Social, amenazaron con paralizar todo el sistema de salud a partir de la próxima semana, a menos que aparezcan 700 millones de bolívares que ellos aseguran están desaparecidos.

La congresista Paulina Gamus fue comisionada para investigar lo sucedido con el dinero, correspondiente al pago de la convención colectiva de los años 1991-1993.

Otro foco de perturbación se localiza en el sector aeronáutico, como consecuencia de la suspención de actividades de la Línea Aeropostal Venezolana (LAV), al borde de la quiebra debido a pérdidas millonarias acumuladas.

Los 2.400 empleados de la aerolínea piden que la empresa sea reabierta, y amenazan con un paro nacional en el que participarían grandes organizaciones sindicales como las de la estratégica Corporación Venezolana de Guayana (CVG), las del sector eléctrico y las de la aerolínea Viasa.

En los últimos días han ocurrido marchas de empleados de los terminales marítimos de Guantea y Puerto Cabello, en protesta por el supuesto cierre previso del Instituto Nacional de Puertos.

Empleados administrativos, periodistas, técnicos y obreros, de los canales 5 y 8 de Venezolana de Televisión (VTV), propiedad del Estado, también salieron a protestar frente al Congreso en busca de recursos para salvar a la empresa del cierre que la amenaza.

La emisora podría funcionar con 1.900 millones de bolívares que, por ahora, el Estado no tiene. Sin embargo, comisiones especiales del Congreso prometieron buscar la manera de salvar la empresa.

El sector judicial también prepara un cese de actividades, por mejores condiciones locativas y mayores recursos para el funcionamiento de los juzgados.

Algunos sectores políticos expresaron su inquietud en torno de la situación laboral, que podría agravarse en caso de que la agitación sindical se prolongue dos semanas más y coincida con la apertura del año escolar.

Los estudiantes de Liceos de Venezuela son responsables cada año de numerosas acciones de calle que se caracterizan por violentas pedreas y bloqueo de calles y autopistas en las principales ciudades.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.