Secciones
Síguenos en:
El histórico fallo sobre el aborto

El histórico fallo sobre el aborto

Decantado el debate sobre el aborto, propongo siete conclusiones que nos deja este arduo proceso.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
17 de mayo 2006 , 12:00 a. m.

1. La Corte mostró, por fin, su cariz progresista.

Algún pesimismo nos había invadido con el primer fallo; sin embargo, en un grado de madurez política, la Corte entendió que el drama del aborto es un problema de salud pública y de derechos fundamentales de las mujeres. Cinco magistrados serán recordados por su valor ético y su responsabilidad en relación con la vida de las mujeres.

2. Una estrategia comunicativa moderna da resultados.

Mónica Roa y su equipo fueron el pilar de una estrategia que logró posicionar en las agendas públicas un tema tabú y candente para una sociedad conservadora. Ella fue clara, serena y sólida en los argumentos jurídicos.

No flaqueó en la primera derrota y entendió que los asuntos relativos a los derechos también necesitan marketing, lobby, simpatía y astucia. Una lección para el movimiento de mujeres.

3. El trabajo de tres décadas fue indispensable.

Se recompensaron también treinta años de trabajo feminista que incluyeron décadas de investigaciones académicas serias, cinco intentos de reformas legislativas y el trabajo militante de cientos de organizaciones de mujeres en todo el país. Sin este sustrato, el trabajo de Mónica habría sido vano.

4. Por fin entramos al club del desarrollo.

Humanizando la interrupción del embarazo en casos excepcionales, el país sube en el escalafón de desarrollo humano pues uno de sus indicadores más relevantes a nivel mundial es el referente a los derechos sexuales y reproductivos y su cumplimiento.

5. Incluso la Iglesia ilustrada nos apoyó moralmente.

No hablamos de las excomuniones, de las voces de la época de la Inquisición (Galat & Loaiza & Rubiano) ni del Opus Dei. Todo ellos deberían empacar maletas para El Salvador, único país retardatario de América Latina en materia de interrupción del embarazo. Pues aun la presidenta Michelle Bachelet, en Chile, ya anunció cambios en la legislación relativa al aborto.

Hablamos más bien de esa iglesia de barrio que enfrenta diariamente la pobreza, las violencias intrafamiliares y sexuales y una natalidad todavía desbordada; una iglesia silenciosa que en su fuero más íntimo esta con las mujeres. Conozco varios sacerdotes y teólogas con esta nueva mirada menos inquisitorial, más humilde y más trabajadora que nos apoya desde hace años.

6. Estamos felices, mas no eufóricas.

Nos falta aún mucho trabajo para lograr una legalización total del aborto.

Lo sabemos y seguiremos trabajando por una mejor educación sexual capaz de prevenir los embarazos adolescentes, las violencias sexuales, las violaciones y otros estragos relativos a las violencias de género, al mismo tiempo que seguiremos buscando nuevas estrategias para legalizar del todo el aborto. En un año, tres o diez, pero lo lograremos.

7. Y lo más importante: todo fallo de la Corte Constitucional es de aplicación inmediata. Ya en Pereira una mujer con un embarazo de dos meses y un cáncer del útero abortó en el contexto de este fallo y en el sur del país otra mujer busca salvar su vida a través de un implante de médula ósea imposible de realizar en su actual estado de gravidez. Aun si fuera sólo por estas dos mujeres, nuestra lucha valió la pena...

* Coordinadora del.

grupo Mujer y Sociedad

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.