Secciones
Síguenos en:
Trabajadores ganan 9% menos

Trabajadores ganan 9% menos

El estancamiento de los salarios de millones de colombianos y la caída de los ingresos para los llamados trabajadores por cuenta propia o independientes reflejan el deterioro de la calidad de los empleos generados en los últimos ocho años en el país. (Ver gráficos: Menos asalariados y más por cuenta propia - Afiliaciones a seguridad social - Ingreso de los trabajadores colombianos e Ingreso de los trabajadores en las cabeceras municipales)

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
17 de mayo 2006 , 12:00 a. m.

Los ingresos laborales reales cayeron 9 por ciento en todo el país entre 1997 y el año pasado, mientras que para el total de ocupados en las áreas urbanas el descenso fue superior a 11 por ciento, con una recuperación de 4 puntos entre el 2002 y el 2005.

A costa de la calidad del empleo, el mercado laboral apenas se ha recuperado a niveles similares a los de 1997, afirma una investigación del Observatorio del Mercado de Trabajo y la Seguridad Social de la Universidad Externado, financiada por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

Después de la crisis económica de 1999, la ocupación muestra un rumbo ascendente, aunque por el camino, y por cuenta de la flexibilización laboral, y se han ido perdiendo garantías laborales y beneficios sociales asociados a empleos de buena calidad.

Según Stefano Farné, director del estudio del Externado, "el alarmante crecimiento de fenómenos como el desempleo de larga duración, el subempleo y, en especial, el subempleo por ingresos, el falso cuentapropismo y el trabajo de tiempo parcial, demuestran una tendencia a la baja en la calidad del empleo en el país".

“Entre el 2002 y el 2005 hubo un incremento de más de 1,4 millones de empleos satisfactorios”, dijo el Ministro, quien agregó que se ha presentado un aumento de la calidad de los empleos medida por indicadores como la afiliación a la seguridad social.

Para el presidente de Acopi, Juan Alfredo Pinto, aunque durante este gobierno se han creado más de 1 millón de empleos hay menos estabilidad y menos garantías de beneficios sociales. El país no puede continuar por la ruta de la flexibilización laboral y el recorte de garantías sociales, expresó preocupado el dirigente gremial.

Aunque la ocupación aumentó en más de 2 millones de personas entre julio del 2002 y finales del 2005 y el desempleo se redujo en 700.000 en el mismo periodo, el subempleo marcó 6,5 millones en diciembre y 6,2 millones en marzo.

Para Farné la informalidad no ha cedido y su tamaño es similar al de finales de los 90, alrededor de la mitad de los asalariados no consigue formalizar por escrito su contrato de trabajo y, con respecto a 1997, un menor número de ellos recibe por sus hijos un subsidio monetario de las cajas de compensación.

Lo cierto es que, como lo advierte el presidente de Acopi, hay una necesidad urgente de cerrar la brecha social que se ha abierto en desmedro de los trabajadores independientes y los que están en estructura no formales de trabajo.

Esa brecha tiene que ver con las garantías, así sean disminuidas, que tienen los asalariados dependientes y la ausencia de ellas entre los trabajadores independientes.

Pinto se opone a la desaparición del salario mínimo y a la reducción del salario real, porque el crecimiento de la economía se apoya en una mejor demanda de los hogares.

El presidente de Anif, Sergio Clavijo, también rechaza abolir o reducir el salario mínimo. Para Clavijo, el problema de la informalidad está anclado en las pesadas cargas parafiscales (para el Sena, el ICBF y las cajas de compensación).

El tono del debate sobre la calidad del empleo lo puso el presidente de Acopi: los empresarios no tienen temas tabú y están dispuestos a discutir desde pactos regionales de empleo y productividad, jornada laboral y funcionamiento de las cooperativas de trabajo asociado hasta ampliación de la seguridad social para los no asalariados, particularmente de los más vulnerables.

ENGAÑOSO TRABAJO POR CUENTA PROPIA.

Los trabajadores por cuenta propia, clasificación que no incluye a los profesionales independientes, no reciben salario y sus ingresos se derivan de las ganancias de su actividad, como las ventas ambulantes y el típico rebusque.

Hace tres años, el Centro de Investigaciones para el Desarrollo (CID), de la Universidad Nacional, ya advertía que algunos ex asalariados continuaban laborando en la misma empresa, pero ahora bajo la modalidad de la contratación de servicios o del outsourcing y, por supuesto, sin figurar en la nómina de las compañías para las que trabajaban.

Esa es una de las manifestaciones del falso cuentapropismo -al igual que muchas de las actividades que desarrollan las Cooperativas de Trabajo Asociado (CTA)- del que habla el estudio de la Universidad Externado.

Las caras de la flexibilización.

José González y Enrique Calderón* sienten, como otros millones de colombianos, aquello del desempleo y la flexibilización laboral. González trabajó hasta septiembre pasado como vigilante en un conjunto residencial, donde se ganaba hasta 20 por ciento por encima del salario mínimo por cuenta de horas extras, dominicales y festivos.

Hoy, con apenas dos años de primaria y 56 años de edad, busca con desespero que lo contraten aunque sea por el salario mínimo (308.000 pesos) sin importar que tenga que trabajar, sin pago adicional, las mismas jornadas de su empleo anterior, pues ya completó siete meses desocupado.

Calderón, de 23 años y unos semestres de educación universitaria, perdió su empleo temporal hace dos meses. Allí devengaba el mínimo y las prestaciones de ley. Ahora, en otra agencia de temporales, le ofrecen un trabajo de seis horas diarias por las que ganará menos del salario básico y sin afiliación a la seguridad social (salud, pensiones, riesgos profesionales).

Los dos hacen parte de los 2'3 millones de desempleados registrados por el Dane para finales de marzo pasado. Muchos de ellos están tocando las puertas de las empresas para que los contraten aunque sea por debajo del salario mínimo, señaló Juan Alfredo Pinto.

* Nombres cambiados

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.