La Reforma Política enterró a 4 partidos que hicieron historia

La Reforma Política enterró a 4 partidos que hicieron historia

Aunque suene extraño, en Colombia sucede: los partidos pasan y los políticos quedan. La Reforma Política del 2003 decretó la ‘muerte súbita’ para algunos pequeños movimientos, que necesitaban cerca de 200 mil votos en las pasadas elecciones para conservar sus personerías jurídicas.

04 de abril 2006 , 12:00 a.m.

De hecho, algunos prefirieron dejar a un lado sus partidos e inscribirse en las listas de otras colectividades que sumaran más votos.

Es por ello que el Consejo Nacional Electoral (CNE) se alista a dejar sin personería jurídica a históricas agrupaciones como la Anapo, el Moir, la Nueva Fuerza Democrática y el Movimiento de Salvación Nacional, que fueron abandonadas a su suerte, a pesar de la trascendencia que algún día tuvieron en la vida política del país.

La más vieja de las que agonizan es la Alianza Nacional Popular (Anapo), fundada en 1962 por el general (r) Gustavo Rojas Pinilla, quien había ocupado la Presidencia entre 1953 y 1957, tras un golpe militar contra Laureano Gómez.

La Anapo protagonizó unos reñidos comicios presidenciales el 19 de abril de 1970, en los que se registraron 1’625.025 votos por Misael Pastrana (conservador) y 1’561.468 por Rojas. Tras ser derrotados por tan estrecho margen, la Anapo denunció fraude. Como reacción a ese hecho nació el movimiento insurgente M-19, hoy desmovilizado.

En los últimos años, el ideario de Rojas lo representan sus nietos Iván Moreno Rojas, senador electo y ex alcalde de Bucaramanga, y Samuel, presidente del Polo Democrático Alternativo, quien en el 2002 fue elegido senador precisamente por la Anapo.

El Movimiento de Salvación Nacional también dejó huella en la historia reciente del país. Fue creado por Álvaro Gómez Hurtado para presentar su candidatura presidencial en 1990, en disidencia del conservatismo, y aunque no ganó las elecciones, obtuvo la segunda mayor votación, superando al candidato oficial del Partido Conservador.

El movimiento de Gómez obtuvo su mayor victoria al participar en la elección para integrar la Asamblea Nacional Constituyente, convocada en 1991. Fue la tercera fuerza política, hecho que le permitió a Gómez convertirse en copresidente de la Asamblea y en uno de los principales inspiradores de la Constitución.

La Nueva Fuerza Democrática (NFD), creada por el hoy ex presidente Andrés Pastrana, y que nació como disidencia del Partido Conservador, se presentó a las elecciones al Congreso del 27 de octubre de 1991, donde logró sacar 8 senadores. En los años siguientes, su poder disminuyó.

También desaparecerá el último partido de la izquierda radical: el Movimiento Obrero Independiente y Revolucionario (Moir), cuyo único representante en el Congreso ahora hace parte del Polo, Jorge Enrique Robledo.

El grupo que promulgó en el país los postulados del marxismo-leninismo, fue fundado por Francisco Mosquera, inspirado en el comunismo de Mao Tse-tung.

Esos movimientos no tendrán más reconocimiento legal, por lo que tampoco recibirán financiación del Estado.

PARTIDOS CON HISTORIA QUE NO SE VERÁN MÁS Tras la elección del Congreso, por ahora, cuatro movimientos históricos desaparecerán oficialmente del mapa. Se quedaron sin doliente tras la necesidad de agruparse en otros partidos para sobrevivir. Son la Anapo, el Movimiento de Salvación Nacional, la Nueva Fuerza Democrática y el Moir.

Andrés Pastrana Arango, hoy ex presidente, creó la Nueva Fuerza Democrática, movimiento con el cual se presentó a las elecciones al Congreso, en 1991. En esa ocasión logró obtener ocho curules al Senado.

Álvaro Gómez Hurtado fundó el Movimiento de Salvación Nacional, a través del cual se presentó a unas elecciones presidenciales, fue copresidente de la Constituyente y desde 1991 esa colectividad tuvo curules en el Congreso.

La Anapo se fundó en 1962, cinco años después de que el general (r) Gustavo Rojas Pinilla fuera derrocado. Antes de presentar candidato presidencial, ese grupo político logró conquistar varias curules en el Congreso.

OTROS 44 SE VAN A la fecha, según el Consejo Nacional Electoral (CNE), 59 partidos y movimientos políticos tienen reconocimiento legal.

Tras los resultados iniciales de las elecciones de Congreso del pasado 12 de marzo, 10 partidos que presentaron listas para Senado tienen garantizada su personería jurídica. Mientras tanto, en la Cámara de Representantes, Apertura Liberal habría alcanzado los votos suficientes para ser la agrupación número 11 con ese reconocimiento legal. En total, 48 colectividades desaparecerían.

Quienes mantengan la personería gozarán de financiación estatal para sus gastos de funcionamiento y acceso gratuito a los medios de comunicación.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.