La trascendencia de la elección de mayo

La trascendencia de la elección de mayo

Estamos a menos de dos meses de conocer quien será el ciudadano colombiano que asumirá la responsabilidad de conducir a la nación como Presidente de la República y Jefe del Estado, durante el cuatrienio agosto 2006 a agosto 2010. Esa decisión, que tomarán libre y democráticamente los electores colombianos, tendrá una especial trascendencia.

30 de marzo 2006 , 12:00 a.m.

Es evidente que toda elección presidencial constituye un hecho de gran importancia. Pero, en mi concepto, la que se llevará a cabo en mayo de este año tiene una trascendencia clave por el momento que se vive.

Nuestra población, que por muchos años ha enfrentado de manera estoica las desgracias de una violencia interna armada y las carencias propias del subdesarrollo, tiende ahora peligrosamente a polarizarse acerca de sus causas y soluciones. Esta polarización puede agudizarse por las incidencias provenientes de un mundo globalizado pero altamente polarizado e incierto.

En estas circunstancias, el próximo Presidente colombiano se encontrará frente a una difícil y delicada situación que tiene que ver con: a) un manejo interno que minimice la polarización y, por el contrario, tienda a congregar a los ciudadanos alrededor de un gran propósito nacional y b) adoptar, en política internacional, una posición que le permita a Colombia contribuir en el seno de la Comunidad Internacional a encontrar la manera de evitar que se profundice la polarización existente y se evite con ello el incremento de la violencia terrorista y la amenaza de un destructor y fatal enfrentamiento armado con armas de inmenso poder destructivo.

En cuanto al debate interno, sobra advertir la importancia de que el elector conozca y analice con detenimiento los programas y propuestas de los candidatos, las cuales principian a ser conocidas. En lo que respecta al presidente Alvaro Uribe Velez, quien busca su reelección, los colombianos conocemos su política de la ‘Seguridad Democrática’ y sus programas y planes socioeconómicos.

Lo procedente sería, entonces, que el elector compare el contenido de esas políticas con las de los programas de los otros candidatos, es decir, los de Horacio Serpa del partido Liberal, de Carlos Gaviria del Polo Democrático, de Antanas Mockus del partido de los Visionarios, de Enrique Parejo de Reconstrucción Democrática Nacional y de Alvaro Leiva con su propuesta de paz, para decidir con conocimiento y responsabilidad a quien otorgar el voto.

En medio de los numerosos problemas por resolver, dos graves áreas de nuestra problemática caracterizan la penosa realidad actual y a las cuales seguramente los demás males están relacionados, en una u otra forma.

Me refiero a la violencia armada que absurdamente desangra la nación y cuyos causales han aumentado en transcurso del tiempo, siendo el más desastroso de ellos el narcotráfico; y a las crecientes desigualdades y pobreza que colocan al país en la triste posición de ser uno de los más desiguales del mundo.

Es cierto que hemos superado la crisis del 98-2000 y que la economía ha venido creciendo. No obstante, lo importante es asegurarnos que ese crecimiento no se refleje en una mayor concentración de la riqueza y de los ingresos, sino que se lleve a cabo con una mejor distribución de ellos, y, ante todo, generando suficiente trabajo productivo para la fuerza laboral existente.

Es necesario crecer, pero se requiere que ese crecimiento se dé paralelamente, o como consecuencia, de un ambicioso programa de creación masiva de trabajo productivo. Examinar las propuestas a la luz de esta óptica puede ser un ejercicio que ayude a la definición del voto.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.