DISTINGUIDA LA LABOR DE LOS TRANSPORTADORES

DISTINGUIDA LA LABOR DE LOS TRANSPORTADORES

En junio pasado, el Departamento Administrativo de Aeronáutica Civil (DAAC) otorgó la Orden al Mérito Aeronáutica Civil, en la categoría de Gran Cruz, al Capítulo de Carga de la Asociación de Transportadores Aéreos Colombianos (ATAC). Ello se debió a que en 1989, a través de las empresas transportadoras de carga por vía aérea, se registró una importante reactivación y un destacado aporte a la oportuna evacuación de las exportaciones colombianas, principalmente de perecederos.

30 de octubre 1990 , 12:00 a. m.

En 1988 fueron movilizadas por las empresas de ATAC 143.663 toneladas, mientras que el año pasado fue de 176.749 toneladas.

El Capítulo de Carga de ATAC nació en marzo de 1983, y a él pertenecen las aerolíneas Avianca, Lac, Sam y Tampa. Estas empresas utilizan actualmente aeronaves Boeing 707 y 747 y DC-8, que cubren las rutas desde Colombia hacia Estados Unidos, Europa, Suramérica y el Caribe.

Esta agremiación tiene como finalidades principales examinar los problemas tarifarios y de mercadeo del transporte aéreo de carga; llevar la vocería ante las entidades públicas y privadas del país que se ocupan de la actividad; establecer normas éticas que regulen las prácticas comerciales entre las empresas asociadas; celebrar acuerdos de colaboración, y servir de foro para lograr la concertación entre los miembros del Capítulo. Frente a la apertura Frente al proceso de apertura económica y al papel que juega el servicio de transporte aéreo de carga, Manuel Leal Angarita, presidente de ATAC, dijo que la posibilidad de desregularizarlo no debe ser de una sola vía, porque otros países no estarán dispuestos a abrir sus cielos a las aerolíneas colombianas.

Con esto desaparecería el principio de la competitividad y, por ende, de la equidad, y se prepararía el terreno para que nuestras empresas, no solo de carga sino de pasajeros, sean aniquiladas, dejando el país a merced de terceros.

El país debe tener cómo defenderse comercialmente y poseer, como herramienta para proteger sus exportaciones, aerolíneas que sean capaces de contrarestar determinaciones foráneas que perjudiquen al país, especialmente en el sector de los perecederos , dijo Leal.

La ATAC insiste en la necesidad de auspiciar la revitalización de la empresas aéreas colombianas para que en el marco de la modernización de la economía, operen con equipos eficientes que estén en capacidad de competir.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.