ALVARO BELTRAN P.

Se la pasa metido entre planos, cálculos y cemento. Desde que se graduó de ingeniero civil hace veinte años en la Universidad Industrial de Santander (fue de la primera promoción), su trabajo ha sido una línea recta hacia las grandes edificaciones. Comenzó con una firma consultora y desde allí proyectó la ampliación y remodelación del Estadio Alfonso López y su Villa Olímpica en Bucaramanga.

22 de noviembre 1991 , 12:00 a. m.

Montó, dos años después, su propia firma de ingeniería y se dedicó a remodelar la capital santandereana. Hizo el primer intercambiador de la ciudad, el Auditorio Luis A. Calvo de la UIS y la Clínica Comuneros del Instituto de Seguros Sociales.

Pero no realizó sólo obras públicas. También hizo la Ciudadela Real de Minas, uno de los más grandes conjuntos habitacionales de la ciudad, y el más alto edificio de Barrancabermeja, conocido hoy como La Tora.

De vez en cuando, la línea se le tuerce un poco y llega a la política, que es su pasatiempo favorito. Y de desvío en desvío, llegó a ser hasta gobernador de Santander durante 13 meses en el gobierno de Virgilio Barco.

Su aspecto es el de un hombre serio y severo, que se pone de mal genio cuando las cosas no le salen bien. Pero sólo en el trabajo. Le encanta el rock y disfruta de las discotecas y las rancheras cuando está emparrandeado. En cambio, en los momentos de calma, se pone a tono y escucha música clásica.

Para comer, es más criollo. Tanto la comida típica santandereana como el cabrito al horno, la pepitoria y el mute son sus fuertes gastronómicos. Y, para evitar que se le conviertan en llantas , juega fútbol todos los fines de semana en su finca en Piedecuesta. Así, de paso, bota corriente y olvida las penas.

Alvaro Beltrán Pinzón no cree ni en brujas ni en espantos, pero sí en el zodíaco. Por eso lee frecuentemente los designios que para capricornio han elaborado los astros.

Uno de ellos, construir el nuevo centro de investigaciones del Instituto Colombiano del Petróleo (ICP), el más completo de su tipo en Latinoamérica.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.