CRECE EL ENIGMA DE LOS SOBREVIVIENTES DEL SIDA

CRECE EL ENIGMA DE LOS SOBREVIVIENTES DEL SIDA

Poco numerosos, verdaderos enigmas vivientes, los sobrevivientes de larga duración del sida -aparentemente a salvo de la acción del mortal virus que llevan en su organismo- suscitan un creciente interés entre los investigadores reunidos en Yokohama (Japón) en la Décima Conferencia Internacional sobre el Sida. Diversos informes parecen demostrar que este fenómeno no es tan marginal como se creía el año pasado, durante la conferencia de Berlín.

10 de agosto 1994 , 12:00 a. m.

A medida que pasa el tiempo, los biólogos y los virólogos conocen mejor los mecanismos de la enfermedad y las astucias empleadas por el virus para ocultarse en el organismo.

Sin embargo, en lo que concierne a los sobrevivientes de larga duración , calificados prudentemente de asintomáticos de largo plazo o de seropositivos estables , las informaciones son extremadamente raras, incluso la duración máxima de sobrevivencia a la infección del virus.

Frente al virus, indicó el profesor Marc Girard, virólogo del Instituto Pasteur de París, existen tres tipos de respuesta: Los individuos cuyo sistema inmunitario carece totalmente de respuesta y desarrollan un sida fulminante , por lo que fallecen en algunos meses; otros que tienen un sistema inmunitario que se defiende paso a paso pero termina por ser aplastado entre tres y doce años. Finalmente, existen personas que literalmente controlan la infección, pues el virus está siempre presente en su organismo pero no se manifiesta . En todo caso, cada vez es más claro que esos sobrevivientes no son tan pocos. El profesor Willy Rozenbaum, jefe del servicio de enfermedades infecciosas del Hospital Rothschild de París, estima que el porcentaje de seropositivos estables varía en torno al 20 por ciento de las personas contaminadas. La explicación de esta excepcional sobrevivencia -que en algunas ocasiones supera los diez años- aún se nos escapa , indicó este especialista francés.

Según el profesor Rozenbaum, existen dos hipótesis: el agresor, el virus que ataca a esas personas, es menos activo que los otros en circulación, o bien el organismo de esas personas se defiende mejor debido a que, por una razón ignorada, su sistema inmunitario es extremadamente fuerte y particularmente adaptado a ese virus.

Si logramos comprender cómo se defienden esas personas, tal vez podremos utilizar esos conocimientos para estimular las defensas de otros enfermos , señaló.

Por otra parte, el profesor Rozenbaum no excluye la posibilidad de que ciertos portadores del virus jamás caigan enfermos de sida.

Esos pacientes dotados de resistencia excepcional no son el único enigma de la enfermedad: también existen -desafortunadamente en cantidad ínfima- personas que parecen totalmente refractarias al virus del sida.

Ese es el caso de unas veinte prostitutas de Nairobi que, debido a su profesión, se encuentran en contacto permanente con el virus desde hace años y siguen indemnes a la infección, pero sin revelar aún sus secretos a los investigadores.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.