Secciones
Síguenos en:
Militares dijeron que unos del M-19 salieron vivos: Betancur

Militares dijeron que unos del M-19 salieron vivos: Betancur

Una de las respuestas que el ex presidente Belisario Betancur entregó recientemente a un fiscal delegado ante la Corte Suprema, durante más de 12 horas de declaraciones, sirvió para despertar del olvido los enigmas sobre cuántos guerrilleros del M-19 alcanzaron a salir con vida de la toma que realizaron al Palacio de Justicia, hace 20 años.

Betancur dijo que los altos mandos militares le informaron que durante la toma, ocurrida los días 6 y 7 de noviembre de 1985, algunos subversivos salieron del Palacio con vida.

Su declaración quedó consignada en la nueva investigación que ordenó el fiscal General, Mario Iguarán, para establecer en especial la suerte de los 11 empleados de la cafetería que desaparecieron tras el hecho.

En relación con la suerte de los guerrilleros, que hacían parte de un grupo de 40 que se tomaron a sangre y fuego el Palacio, familiares y ONG han dicho que varios de ellos fueron desaparecidos luego de que las autoridades retomaron el control.

Algunas de esas denuncias señalan que Andrés Almarales, el comandante subversivo que dirigió la acción, fue uno de los sobrevivientes junto con Irma Franco y Clara Inés Enciso. Sin embargo, la única de que se tiene noticia es de Clara Inés , que logró escapar y vivió en México.

La declaración En las diligencias (la más reciente se realizó el pasado martes), el fiscal le preguntó al ex mandatario: “El día 7 de noviembre de 1985 supo usted si miembros del grupo guerrillero u otras personas habían salido con vida del Palacio de Justicia”.

Betancur contestó : “Sí, se me informó que era posible que algunos de los asaltantes hubieran salido con vida, pero no se me precisaron nombres”.

Ante la respuesta, el fiscal le pidió precisar exactamente quién fue la persona que le informó sobre esa situación.

“Los altos mandos militares por el conducto regular del ministro de la Defensa, general Miguel Vega Uribe (ya fallecido)”, respondió.

El fiscal del caso buscó profundizar más en estos hechos y le preguntó: “¿Supo usted posteriormente qué pasó con las personas que fueron identificadas por los altos mandos militares como ‘asaltantes’ y que salieron con vida?”.

El ex presidente Betancur dijo : “No lo supe con nombres y apellidos. Lo supe con carácter de generalidad, que eran conducidas principalmente a la Casa del Florero”.

Este diario consultó al precandidato presidencial Antonio Navarro y ex miembro del M-19 sobre el tema y dijo que no recordaba muy bien si alguna autoridad había admitido la salida con vida del Palacio de algún guerrillero y dijo que de ser así, los familiares de las víctimas podrían emprender una acción civil.

EL TIEMPO también llamó al coronel (r) Luis Alfonso Plazas Vega, quien en su condición de comandante de la Escuela de Caballería fue responsable de la entrada de los tanques al Palacio, pero cuando se le planteó el tema se cortó la llamada a su celular y posteriormente la comunicación no fue posible.

De otra parte, Betancur dijo que aunque recibió informaciones de carácter general sobre los liberados, las responsabilidades puntuales sobre el lugar a donde debían ser llevados recaían en los militares y la Policía.

LO QUE SIGUE EN EL PROCESO Después de 20 años, la Fiscalía General decidió reabrir el proceso por la toma del Palacio de Justicia, que dejó alrededor de 94 muertos y 11 desaparecidos.

La justicia ordenó llamar a declarar a varios de los protagonistas de este hecho, entre ellos al ex presidente Belisario Betancur y al ex ministro de Justicia Enrique Parejo, quien contará su versión en los próximos días.

Sin embargo, fuentes de la Fiscalía explicaron que el llamado a declarar no significa que estas personas vayan a ser investigadas.

Igualmente, serán escuchados los sobrevivientes de la retoma y algunos de los miembros de las Fuerzas Armadas que participaron activamente en esa acción militar, como el coronel en retiro Luis Alfonso Plazas.

Durante la toma, una de las personas que desapareció fue Ana Rosa Castiblanco, empleada de la cafetería del Palacio. 15 años después de los hechos, sus restos, que estaban en una fosa común del cementerio del sur de Bogotá, fueron identificados por expertos de la Fiscalía.

Para los investigadores, el caso de esta mujer pasó de ser una desaparición a un homicidio y por esto se ordenó la investigación.

40 Es el número de guerrilleros del M-19 que habrían participado en la toma del Palacio de Justicia. Hasta ahora se ha dicho que casi todos murieron.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.