Secciones
Síguenos en:
Los aguafiestas

Los aguafiestas

Las familias, los amigos, los allegados, y uno que otro pato que nunca falta en la celebración, se funden en abrazos y desperdigan exultaciones de buena suerte y prosperidad, manifestaciones en las que los sorprende un año nuevo que estalla en el cielo de la noche con su carga de pólvora y peligro. Pero esos grupos, multiplicados y frenéticos, omiten la amenaza anunciada: el reajuste en el precio de la gasolina.

Cuando vuelvan a sus casas y decidan tanquear, sus bolsillos se verán menguados galón por galón. Y una cascada de alzas derivadas, que el ministro del ramo encuentra ajenas a los vaivenes cada vez más escabrosos del precio del combustible, se precipitará sobre ellos, llevándoseles su prima, sus ahorros y el leve aumento del salario con el que la mayoría del pueblo colombiano sobrevive en un acto fascinante de taumaturgia.

¿Han visto las películas de terror? Para los conocedores, ‘La naranja mecánica’; para los espectadores casuales, ‘Chuqui, el muñeco diabólico’; y para los recién llegados a la cinematografía reciclada, los simpáticos hermanos de ‘La casa de cera’. Sí. Alguien que agazapado, se camufla en sonrisas y finge inocencias para asestarte un golpe mortal en tu momento de mayor felicidad, infligiéndote previamente una tortura inusitada y feroz.

Así es el proceso de las alzas: la cuchilla que taja en pedacitos, impíamente y con sevicia, la desprevenida alegría de Navidad y el despertar del año recién nacido. Parece desencadenado por un ser retorcido, creador absurdo de un artefacto de tortura que hiere de verdad, que afecta de verdad, no como las chispas hechizas de los efectos especiales y las flagelaciones digitales que se ejercen sobre muñecos y figuritas de computador.

Su plan comienza con la discusión del aumento del salario mínimo.

Repetitiva, previsible, ceremoniosa. Mínima. Representantes de los trabajadores que se levantan molestos, gobierno que sentencia por decreto.

‘Los aguafiestas’ -más siniestros que Freddy Krueger, más diabólicos que ‘Jason’- acceden a los medios de comunicación. El titular enmascara los alcances del propósito, los atenúa, los convierte en disfraz macabro: “El Año Nuevo llega con ajustes en impuestos para vehículos”. Pero adentro, como camufladas en un muñeco siniestro, las realidades son espeluznantes… Cierto: sobre el festivo cuerpo de la alegría navideña se clava el puñal del ‘ajuste’ en los impuestos para vehículos. No mata a la víctima pero le anuncia el comienzo del juego macabro. Hay más sorpresas: las cuotas moderadoras y los copagos que deben cancelar los afiliados al Sistema de Salud.

Esa alza es como una sierra asesina que malhiere y derrota la esperanza, pero que lamentablemente no tiene sosiego y actúa con otro artilugio de horror: a partir del primero de enero comenzó a aplicarse un nuevo aumento en el monto de la cotización y en las semanas para obtener la pensión.

Desfalleciente y casi yerto, el colombiano que está fuera de su ciudad empaca maletas y se afana por retornar antes del 16 de enero. Es cuestión de vida o de agonía. Porque si espera hasta ese día, y atraviesa algunos de los múltiples peajes apuntalados en las carreteras, la aspiradora del alza lo esquilmará fría y terrorífica. Penetrará su presupuesto, desangrándolo.

Evitar este recurso de espanto no lo salvará del aumento en el valor de los comparendos y trámites de tránsito, también, éste, superior al que recibiera el desgonzado salario mínimo.

Entonces agradecerá que los celulares sólo le asesten un alza del 5,5 por ciento. Sobre su sonrisa última, se dibujará la sombra de ‘Los aguafiestas’ que acechan tenebrosos. Faltan el predial, el impuesto de renta, los servicios públicos… Sé lo que hicieron el verano pasado.

Carlos Gustavo Alvarez G

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.