LA POLICÍA

Celebrar 100 años como institución armada constituye un meritorio y altivo recorrido de toda una época. La Policía colombiana cumple hoy ese extenso lapso al servicio de la patria y de su comunidad. Para quienes han pasado y bastante del medio siglo, el recuerdo se remonta a los viejos guardianes con casco, antecesor del quepis, y a quienes se designaba con el simpático apelativo de chapoles . La institución se formó bajo la presidencia de don Carlos Holguín, el 5 de noviembre de 1892, con 436 hombres. En su organización intervinieron, sucesivamente, misiones francesas y chilenas, asesorías extranjeras que fueron dándole perfiles técnicos y piso a ese cuerpo civil, encargado de mantener el orden y la libertad. Más tarde, durante la presidencia del doctor Eduardo Santos, se creó la Escuela de Policía General Santander. De allí procede la mayor parte de la oficialidad que ha prestado servicio en sus filas. De 1891 a 1991 la Policía ha pasado por diversas etapas. Al dejar de ser una i

05 de noviembre 1991 , 12:00 a. m.

La tecnología moderna representa un elemento fundamental para conseguir éxitos contra la delincuencia. De igual manera, los servicios de inteligencia se han convertido en todo el mundo y así deben serlo en Colombia, en base esencial para reducir el crimen. Pero, con todo ello, la labor se dificulta si no se cuenta con la cooperación ciudadana.

La institución es hoy un vasto cuerpo. El número de hombres, incluidos los de alto rango y los agentes, es de 83.402. Más 7.091 civiles. En su inmensa mayoría, personas efectivas, honestas y eficientes. Aunque, ciertamente, hay insolentes, algunos peligrosos en sus filas. Pero son la minoría. Muchos de sus agentes son de extracción humilde, que buscan realizar esa difícil labor de cuidar y salvaguardar la honra y bienes de sus compatriotas. Y cumpliendo esa noble misión, muchos de ellos han entregado sus vidas. El número es espantable; la cifra aterraría a cualquier imparcial observador.

Los narcotraficantes se han ensañado en las filas policiales, y el hampa también. Y lo grave es que algunos ciudadanos en ocasiones no les colaboran a los agentes. A veces los desprecian y sienten un incomprensible rechazo por la actividad autoritaria del policía.

En los últimos años cerca de cinco mil agentes han caído víctimas de asesinos, cuya escala va desde el prepotente narcotraficante, pasando por el equivocado guerrillero, hasta el simple delincuente común. Es mucha la sangre que se ha derramado; mucho el sacrificio sufrido por ese respetable cuerpo. Inmenso dolor afecta a la Policía, en forma continua. Y entre los caídos también están altos oficiales.

Repetimos, contra su buena fama se formulan cargos, injustos algunos y comprobados otros. Y es así como se han denunciado casos de corrupción, infiltración de dineros mal habidos y encaminados a desviar su tarea. Pero las mismas autoridades policiales se han encargado de una depuración sana y necesaria. Es la tarea diaria que debe emprenderse en el seno no solo de la Policía sino de toda institución pública.

Pero es, además de injusto, absurdo desconocer su eficiente labor. Son innumerables los golpes dados al hampa de toda laya; muchos son los peligrosos delincuentes que se hallan tras las rejas, producto de una valerosa y cuidadosa labor policial, y numerosos los delitos que ha evitado la institución; gran cantidad de hogares han visto regresar a sus seres queridos, rescatados por la policía del horroroso delito del secuestro. Deben cumplir una tarea, las 24 horas del día, valerosa y firme, sin ninguna claudicación. De manera que en su centenario el pueblo colombiano mucho tiene qué agradecer a este cuerpo militar. Estamos en mora y en la obligación de saludar con respeto y afecto a oficiales, suboficiales y agentes de la noble institución.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.