Secciones
Síguenos en:
CARTAS A LA DEFENSORA

CARTAS A LA DEFENSORA

(EDICIÓN BOGOTÁ)

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
14 de noviembre 2005 , 12:00 a. m.

- OBJETIVIDAD Señora Defensora: El 4 de noviembre apareció un artículo del señor José Vales, titulado: ‘En medio de gran expectativa, el presidente de E.U. llegó a la IV Cumbre de las Américas’. Me parece un artículo cargado de apreciaciones personales, que busca predisponer más que informar. Comentarios como: “Argentina, uno de los países suramericanos más antiyanqui, hoy por hoy”, o, “Preso de una crisis de gobierno que lo deja con una debilidad política increíble”, y otros similares, no ilustran de manera objetiva la situación política del presidente Bush, ni indican las implicaciones reales de dicha visita. El autor se limita a presentar la figura del presidente de Estados Unidos como un fenómeno político débil, pero no profundiza en sus argumentos ni los sustenta. Pienso que si se trata de una columna de opinión, debe indicarse como tal. Aclaro que no tengo posición a favor o en contra del señor Bush, simplemente me parece que tenemos derecho a una información más objetiva.

Juan David Enciso Congote R. Usted tiene razón..., en parte. Se trató de un artículo de análisis, que ha debido ser identificado como tal. No estoy de acuerdo con su apreciación de que “busca predisponer más que informar”; precisamente informa acerca del ambiente que existía en Argentina, concretamente en Buenos Aires, en el momento de la visita del mandatario estadounidense a la IV Cumbre de las Américas.

- SOBRE VEHÍCULOS Señora Defensora: Al leer la respuesta publicada por José Clopatofsky a la duda sobre los “baberos” o protectores de cárter para vehículos, me parece importante hacer las siguientes aclaraciones. Una reforma estructural a un vehículo no sólo se realiza soldando láminas de gran calibre al chasis, simplemente al atornillar una lámina de calibre mediano a las puntas de chasis o al frontal se modifican estos aspectos: se perfora un elemento estructural, haciendo agujeros para atornillar el babero, creando así un nuevo punto fusible en la estructura vehicular y trastornando completamente la seguridad pasiva.

Acuérdese de la inscripción que aparece en el chasis de los vehículos pesados: no perfore, no caliente y no realice procesos de soldadura.

Advertencia clara sobre los peligros de estas operaciones.

Aunque los motores no se caen al piso ante un choque frontal, sí es cierto que los soportes de motor se fracturan dejándolo caer levemente; esto es consecuencia del movimiento de apertura de las dos puntas delanteras de chasis frente a un fuerte impacto delantero, movimiento que sería impedido por la instalación de los famosos baberos, que impedirían parcial o totalmente dicha deformación controlada y programada por los diseñadores de la estructura. Por último, quisiera hacer un llamado a respetar las condiciones técnicas con las que vienen los carros modernos; en este país estamos acostumbrados a “tropicalizar” tecnologías creyéndonos superiores a los mismos creadores originales. Me parece muy arriesgado dar alguna opinión sobre la modificación de un aspecto técnico que, posiblemente o no, pueda causar cambios en la seguridad pasiva del vehículo. Nadie en Colombia puede garantizar en un cien por ciento que un babero no haga perder condiciones originales de seguridad pasiva de los vehículos. Ante esta duda, lo mejor es abstenerse y conservar las condiciones originales del vehículo o pedir consejo al fabricante.

Mis comentarios surgen a raíz de la experiencia que he tenido en la atención de vehículos siniestrados de aseguradoras como perito capacitado por Cesvi Colombia. Espero que esta respuesta sí sea publicada por usted.

Mikel I. Ibarra F. Ingeniero Mecánico. UN R Esta carta se refiere a una respuesta de José Clopatofsky, en la sección Vehículos, del 29 de octubre, a la inquietud de un lector que quería ponerle protector al cárter de su carro, para que no se golpee con ‘los policías acostados’. El lector le consultaba porque en un taller le habían dicho que esto le quitaba las condiciones de seguridad en accidentes y Clopatofsky respondía que podía instalarse. Respecto a la carta del señor Ibarra a la Defensora, Clopatofsky respondió: “Creo que eso es exagerado y me sostengo en mi respuesta. Pero, además, es una discusión técnica que va más allá del interés del automovilista del consultorio de Vehículos, que va por el analgésico y no por la cirugía. Por eso no se publicó nada más". Por tratarse de un lector, que por su profesión y su trabajo puede considerarse especialista en el tema, publico su carta, para que los lectores interesados tengan una segunda opinión.

- OTRAS VOCES “El descuido de los artículos no tiene consideración con la inteligencia o el sentido de observación. El lunes 7 (‘El ajedrez petropolítico de Chávez’) se dice que son exportados “miles de barriles diarios del crudo a Cuba y China”. Pero el diseñador incluye en el gráfico que Venezuela “exporta a Cuba 98.000 millones de barriles diarios”; a otros 12 socios de Petrocaribe, “98.000 millones de barriles diarios; a China, 68.000 millones de barriles diarios, etc.”.

Horacio Moscoso Alvarado.

“Quedé anonadado al ver el error en que incurrió EL TIEMPO en un titular de primera página de la edición nacional: ‘Uno de cada dos lavadores son incautos’, cuando lo correcto es: ‘Uno de cada dos lavadores es incauto’.

Están maltratando el idioma de forma despiadada. ¡Por favor, haga lo posible para que se corrijan estos horrores! Ernesto Fernández Muñoz “Es recurrente en EL TIEMPO que sus redactores, corresponsales o enviados especiales se refieran al río Magdalena como “afluente”. Una de las obligaciones de un periodista es llamar las cosas por su nombre, y el diccionario dice que “afluente es un río secundario que desemboca en otro”.

Francisco José Restrepo

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.