NO HUBO TRANSPARENCIA EN PETRÓLEO POR ALIMENTOS

NO HUBO TRANSPARENCIA EN PETRÓLEO POR ALIMENTOS

El tan esperado primer informe de la comisión que investiga una presunta corrupción en el programa de Petróleo por alimentos en Irak fue severo: Benon Sevan, director del programa, incurrió en un grave conflicto de intereses y socavó seriamente la integridad de la ONU.

04 de febrero 2005 , 12:00 a.m.

El tan esperado primer informe de la comisión que investiga una presunta corrupción en el programa de Petróleo por alimentos en Irak fue severo: Benon Sevan, director del programa, incurrió en un "grave conflicto de intereses" y socavó seriamente la integridad de la ONU.

En un informe divulgado ayer en Naciones Unidas, el comité independiente dirigido por el estadounidense Paul Volcker, dice que "la investigación demuestra que Sevan pidió repetidamente asignaciones de petróleo" para la compañía Africa Middle East Petroleum (Amep), una firma radicada en Suiza que, según se denunció tras la caída de Saddam Hussein, le pagó comisiones, aunque él lo ha negado reiteradamente.

El documento señala que, entre septiembre de 1998 y agosto del 2001, esa empresa obtuvo 7,3 millones de barriles de petróleo y los revendió por 1,5 millones de dólares más que el precio que había pagado.

Las investigaciones, sin embargo, todavía no han permitido determinar hasta qué punto Sevan u otros funcionarios de la ONU obtuvieron beneficios personales o financieros como compensación a las peticiones de petróleo para la Amep.

Volcker encontró que el programa, que movió entre 1996 y 2003 un total de 67.000 millones de dólares, estuvo totalmente empañado.

Ex secretario del Tesoro de E.U., Volcker dijo que los gerentes, auditores y contratistas contratados para supervisar las operaciones del programa, y aquellos que controlaban los gastos de Naciones Unidas, fracasaron en el "seguimiento de las normativas establecidas de la organización que tenía que asegurar la justicia y la responsabilidad" del programa.

Con esta investigación, solicitada por el secretario general de la ONU, Kofi Annan, el comité intenta determinar si hubo corrupción en la gestión del programa humanitario conocido como Petróleo por Alimentos , destinado a aliviar las sanciones impuestas a Irak tras su ocupación de Kuwait.

Con dicha iniciativa, se permitía a Bagdad vender crudo para comprar productos de primera necesidad, pero todos los contratos debían ser aprobados por el comité de sanciones de la ONU.

Pero en enero del 2004, el diario iraquí Al-Mada publicó una lista de unos 270 ex funcionarios gubernamentales, activistas, periodistas y funcionarios de la ONU de más de 46 países sospechados de haberse beneficiado con las ventas de crudo iraquí que eran parte del programa.

FOTOS.

PAUL VOLKER, director del comité investigador.

BENON SEVAN, director de Petroleo por Alimentos .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.