Secciones
Síguenos en:
EL DÍA DEL ESTUDIANTE

EL DÍA DEL ESTUDIANTE

Casi al filo de la medianoche transitaba el estudiante Gonzalo Bravo Pérez por la carrera 8a. con calle 9a. de la capital, cuando una bala perdida rebotó y le perforó la espalda. Unos policías que custodiaban el Palacio de la Carrera (hoy Casa de Nariño) habían disparado a topa tolondro para espantar algunos alborotadores y con tan mala suerte que hirieron al estudiante pastuso, de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional, cuyo acudiente era nadie menos que Miguel Abadía Méndez, el Presidente de la República. De inmediato fue trasladado a la Clínica Peña, donde falleció. Era el viernes 7 de junio de 1929. Y ahí fue Troya! Al día siguiente el funeral fue imponente, impresionante, multitudinario. Y ese sábado 8 de junio nació en Colombia el Día del Estudiante, impuesto por la costumbre, y como homenaje imperecedero al universitario Bravo Pérez quien, accidentemente, había saltado del anonimato al heroísmo. Ese mismo día se desmoronó la rosca o camarilla que exprimía económ

Para el 8 de junio de 1954, bajo la dictadura castrense del general Gustavo Rojas Pinilla, los estudiantes programaron su fiesta con reinado, carnaval y la inevitable peregrinación al Cementerio Central, a rendir homenaje al estudiante Bravo Pérez. Por la tarde hubo choques entre estudiantes y policía y otro estudiante muerto: el joven caldense Uriel Gutiérrez Restrepo. Luego de sus exequias al día siguiente, una nutrida manifestación estudiantil marchó con banderas patrias y negras hacia la Plaza de Bolívar, pero con una cortina de soldados y un reguero de plomo la dispersó en el cruce de la carrera 7a. con calle 13.

Allí cayeron acribillados Alvaro Gutiérrez Góngora, Rafael Chávez Matallana, Hernando Ospina López, Hernán Ramírez Henao, Carlos J. Grisales, Hernando Morales, Elmo Gómez y Jaime Moure Ramírez. Mientras tanto, en la Avenida Jiménez un oficial de la policía cazaba a tiros al estudiante de medicina Jaime Pacheco Mora, aumentando así a nueve el número de víctimas estudiantiles de las jornadas de junio.

Otrosí: Pacheco Mora y Moure Ramírez eran mis coterráneos pamploneses, luego la pena fue más propia, más profunda e irreparable.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.