EL POLO PIDE FRENAR TRANSMILENIO

EL POLO PIDE FRENAR TRANSMILENIO

La ampliación del sistema TransMilenio (TM) con la futura construcción de la Fase III, que contempla tres nuevas troncales, provocó en el Concejo un fuerte choque entre el Polo Democrático Independiente (PDI) y el peñalosismo.

17 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

La ampliación del sistema TransMilenio (TM) con la futura construcción de la Fase III, que contempla tres nuevas troncales, provocó en el Concejo un fuerte choque entre el Polo Democrático Independiente (PDI) y el peñalosismo.

El enfrentamiento entre el partido de gobierno y el grupo político del ex alcalde Enrique Peñalosa, surgió durante la discusión del Eje Urbano Regional del Plan de Desarrollo Bogotá sin Indiferencia del alcalde Luis Eduardo Garzón.

En un claro choque ideológico por el modelo de ciudad de los próximos años, las dos bancadas tomaron caminos diferentes frente a lo que debe ser el desarrollo del sistema de transporte público masivo.

Abiertamente, el concejal Carlos Romero pidió que se retire del Plan el programa que tiene que ver con la construcción de las troncales de la 7a., la 10a. y la calle 26, que componen la Fase III de TM.

"Hasta aquí debe llegar TransMilenio, no más experimentos, esto no ha servido para solucionar el problema de transporte de la ciudad", dijo en una vehemente intervención en la que reiteró que no respaldará a Garzón en su propósito de continuar la expansión del sistema.

En una posición más moderada, pero en la que también dejó ver sus reparos a TM, Alvaro Argote, otro concejal del Polo, dijo que hay que revisar los beneficios que ha traído para los bogotanos el sistema. "Soy partidario de parar aquí y en un año repensar el sistema y definir las prioridades de las vías por donde se debe extender".

Bruno Díaz, presidente del Concejo y cabeza visible del Polo, fue más radical en su posición: "Estamos planteando de manera clara la inconveniencia de seguir haciendo troncales, sobre todo por la carrera 7a. donde la vía es más angosta y donde los predios son más costosos".

A cambio de la Fase III, propuso construir un metro ligero con el argumento de que resultaría menos costoso, más eficiente, más rápido y ambientalmente no contaminante. "El mantenimiento de un metro es nueve veces menor que el de un bus de TransMilenio y la vida de un vehículo de estos es de 30 años, mientras que la de un articulado es solo de 10", afirmó Díaz.

Contraataque.

La bancada peñalosista rechazó la posición de los miembros del Polo y aseguró que es evidente su intención de acabar con el sistema para volver al viejo modelo de los racimos humanos.

"El Polo dejó solo al alcalde Garzón en su compromiso de continuar con la Fase III de TM, que beneficiará a más de 2 millones de personas de todos los estratos", dijo Alfonso Prada.

Su compañera Gilma Jiménez aseguró que la bancada respaldará a Garzón en la continuación de TransMilenio y anunció que propondrán que en el Plan de Desarrollo quede incluida la democratización del sistema hasta el 50 por ciento.

Este es un capítulo más del enfrentamiento del Polo y el peñalosismo por TM, que surgió con la propuesta del concejal Alejandro Martínez de abrir el negocio para darles cabida a nuevos socios en representación de pequeños transportadores. El polémico proyecto fue retirado la semana pasada en espera de un estudio económico sobre el impacto de la iniciativa.

Para la bancada de oposición hace falta claridad en el Plan de Desarrollo sobre el futuro de TransMilenio, pues en él no se especifican las troncales del futuro sino que se limita a enunciar su fortalecimiento y la democratización del sistema.

A pesar de todo, el alcalde Garzón reiteró que sigue adelante con TM porque fue promesa de su campaña.

TM sigue : Garzón.

Pese a los anuncios de su bancada en el cabildo, el alcalde Lucho Garzón dijo este fin de semana que su compromiso con la ciudad es avanzar con las obras del sistema TransMilenio y en el Plan de Desarrollo quedó fijada la meta de avanzar en las troncales de las carreras 7a, 10a. y calle 26.

Agregó que no se pueden enviar señales distintas que pueden crear confusión en la opinión pública. Esto quizás en alusión a últimos pronunciamientos de concejales del Polo Democrático que han comenzado a pedir que no se construya la fase III de TransMilenio.

La directora de Planeación Distrital, Carmenza Saldías, también ha manifestado que el sistema no se acabará y que, por el contrario, en el Plan de Desarrollo se propone su fortalecimiento.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.