LEGIÓN DE GUERREROS PACÍFICOS

LEGIÓN DE GUERREROS PACÍFICOS

Bajo la tutela de ritmos que alcanzan los 140 bits de percusiones por minuto, los practicantes ejecutan saltos, ganchos, sentadillas y patadas contra un contendor imaginado.

14 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

Bajo la tutela de ritmos que alcanzan los 140 bits de percusiones por minuto, los practicantes ejecutan saltos, ganchos, sentadillas y patadas contra un contendor imaginado.

Así se convierten en una legión de guerreros pacíficos y en discípulos de Billy Blanks, siete veces campeón de karate, estrella de películas de artes marciales, entrenador físico y creador del Tae-Bo, disciplina que combina las técnicas de las artes marciales y el boxeo en un formato de clase aeróbica.

Un combate de sombra, como lo denomina José Pulido, cinturón negro cuatro dan en Hap-Ki-Do, está a punto de comenzar en las instalaciones de Floresta Gym.

El ring está en silencio. Los practicantes realizan un calentamiento de hombros, espalda y extremidades inferiores. Continúan, por unos minutos más, con un estiramiento intenso para evitar cualquier lesión. Luego toman sus armas: un par de pesas y una mancuerna y esperan la señal de ataque.

José Pulido a la cabeza de la legión de guerreros comienza a dar los comandos. A la voz de jap todos dan puñetazos al frente; a la de upper cut , arriba. Hacen ganchos y simulan, durante tres minutos, estar frente a una pera de boxeo.

Luego, ejecutan técnicas de menor intensidad hasta recuperar el aliento. Y de nuevo, comienza la acción, pero ahora evocan a los ninjas: dan patadas al frente, de lado, cruzadas y las acompañan con puñetazos y ganchos.

Este segmento de movimientos, de alto y bajo impacto se realiza durante treinta minutos. Al final, la legión de guerreros invoca la calma a través de ejercicios de elasticidad como los que proclama el Tai Chi Chuan, técnica oriental china que se basa en movimientos lentos, sin contracción, continuos, circulares y coordinados.

Todo en el Tae-bo está fríamente calculado, pues esta práctica es de alto impacto. Además, como reza el primer mandamiento que rige este combate sin contendor, el cuerpo se trabaja de adentro hacia fuera.

"Usted ve un cuerpo trabajado, potencia muscular y seguridad de movimientos y piensa que está mejorando notablemente su estado físico. Pero el verdadero entrenamiento se gesta en el desarrollo interior, en la actitud y disposición de espíritu", dijo alguna vez el creador.

Filosofía que sigue José Pulido a la perfección para lograr que sus practicantes reduzcan el estrés, mejoren el tiempo de reacción física y mental, aprendan conocimientos básicos de defensa personal, reduzcan el porcentaje de colesterol malo y tonifiquen todos los grupos musculares.

Tae-Bo. Clases en Floresta Gym, carrera 48F No. 96-50 y en Body Town, avenida 19 con calle 136. Teléfono 3107701722.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.