DESCUBREN CULTIVO QUE CORREGIRÍA CÁNCER DE PIEL

DESCUBREN CULTIVO QUE CORREGIRÍA CÁNCER DE PIEL

Un equipo de científicos españoles ha comprobado que los injertos de piel modificada genéticamente corrigen enfermedades como la hemofilia o la osteoporosis, al aportar a la sangre factores que ésta no produce.

14 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

Un equipo de científicos españoles ha comprobado que los injertos de piel modificada genéticamente corrigen enfermedades como la hemofilia o la osteoporosis, al aportar a la sangre factores que ésta no produce.

Este grupo del Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (Ciemat), coordinado por José Luis Jorcano y que investiga en ingeniería tisular y terapia génica de la piel desde los años 80, trabaja ahora en experimentos con ratones a partir de los cuales ha visto que la piel actúa como biorreactor que sintetiza un producto y lo exporta al torrente sanguíneo.

La experiencia clínica en humanos a partir de la investigación de este equipo, junto con la Cruz Roja de la ciudad española de Oviedo, en tratamientos de regeneración de la piel a partir de tejidos cultivados en laboratorio se ha aplicado hasta ahora a cerca de un centenar de personas con gran éxito, dijo Jorcano.

El tejido de piel genéticamente modificado y aceptado por el organismo del paciente sometido a injerto a causa de quemaduras severas (las que abarcan más del 60 por ciento del cuerpo) se sitúa en unos niveles de éxito de entre el 20 y el 90 por ciento.

Este tipo de injertos de piel no se limita a las quemaduras, sino que también se está trasladando al tratamiento de úlceras, que en el caso de las crónicas (abiertas durante más de seis meses y que afectan al 2 por ciento de la población) permite la cicatrización de las heridas en un 80 por ciento de los casos.

Al aplicar el tejido cultivado sobre la úlcera, se produce la expansión de la piel del enfermo a partir de los bordes de la herida, que cicatriza en un período de unas 6,6 semanas, según los resultados de las pruebas.

Otro de los hallazgos de este equipo es que la piel injertada tras su paso por el laboratorio permite administrar leptina en pacientes con lipodistrofia, mal que sufren los enfermos del sida.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.