PASOS GIGANTES EN PRÓTESIS

PASOS GIGANTES EN PRÓTESIS

Luis Ernesto Ríos y Katherine Paola Robles, ambos de 11 años de edad, son los primeros niños en el país en usar prótesis infantiles fabricadas en Colombia para tratamientos con varios niveles de amputación y que se pueden mojar sin ningún riesgo.

19 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

Luis Ernesto Ríos y Katherine Paola Robles, ambos de 11 años de edad, son los primeros niños en el país en usar prótesis infantiles fabricadas en Colombia para tratamientos con varios niveles de amputación y que se pueden mojar sin ningún riesgo.

Un título que se ganaron porque siempre supieron seguirles los pasos a los médicos del Centro de Investigaciones Científicas de Ortesis y Prótesis (Cicop), encargados de darles vida a sus sueños gracias al apoyo de Colciencias y del Centro de Productividad y Competitividad del Oriente (CPC).

Nerviosos por las luces de las cámaras y caminando a toda prisa, los jovencitos bumangueses llegaron ayer hasta la sede Bucarica de la Universidad Industrial de Santander (UIS), donde los especialistas santandereanos mostraron los avances que los ubican como los mejores de Colombia en esta rama de la ortopedia.

Mientras los muchachos -él perdió una pierna al caerse de una rueda en un parque infantil y ella en un accidente de tránsito- se sentaban al lado de sus padres; cuatro adultos, que también sufrieron amputaciones, llegaban al salón donde Everardo Rojas, protesista y director de Cicop, y Vaslac Rojas, diseñador de las prótesis, explicaron las adecuaciones que han logrado en el último año.

El proyecto presentado, que incluye prótesis para pacientes geriátricos y para brazos, recibió el aporte de 172 millones de pesos de Colciencias y de 148 millones del CPC.

"Aunque en Colombia hay dos empresas que hacen prótesis convencionales para niños y otras llegan del exterior, las nuestras son las únicas elaboradas para las amputaciones arriba y debajo de la rodilla -aseguró Vaslac Rojas-. Además, llevan una pantorrilla sintética, que no se consigue en el mercado y que soporta el agua sin dañar las partes internas".

Luis Ernesto, que estudia cuarto de primaria y juega fútbol, y Katherine, que cursa sexto grado y usando la prótesis ha ganado tres torneos de natación, no se habían visto nunca y solo hasta ayer conocieron sus historias. "No teníamos ni idea que fuéramos los primeros niños en Colombia en usar estas prótesis porque nuestras vidas para nada han cambiado", dijeron casi en coro los dos jóvenes.

Los aparatos de los menores fueron sometidos a diferentes pruebas y soportan en compresión 600 kilos y en flexión hasta 450 kilos.

Los gestores de los logros agregaron que las prótesis se elaboran con materiales poliméricos, a diferencia del titanio y la fibra de carbono con que se fabrican las partes importadas. Por los costos mínimos del material criollo, la prótesis de Luis Ernesto, que importada vale 1 800.000 pesos, solo costó 352.000 pesos.

Pero estos dos muchachos no son los únicos favorecidos con los avances de los santandereanos. Teófilo Roncón Mancilla, de 27 años, perdió una pierna al pisar un explosivo en La Gabarra (Norte de Santander), en 1994.

Hace seis meses el agricultor accedió a una prótesis de rodilla policéntrica con un impulsor incorporado, sumada a un aparato de articulación para la cadera. Todas las piezas le costaron 2 600.000 pesos, mientras que si las hubiera traído del exterior habría tenido que pagar más de 8 millones de pesos.

"Estamos trabajando en aparatos con autobloqueos, que se frenan con el peso del cuerpo, fabricamos brazos con nivel de amputación por debajo del codo y dedos en aluminio que pesan menos y dan más agarre, entre otros proyectos. Ya son 16 las personas que cuentan con nuestras prótesis", dijo Everardo Rojas.

Al final del encuentro, Luis Ernesto y Katherine salieron corriendo para jugar un picadito e irse a nadar, respectivamente.

FOTO/Christian Plazas Rueda.

Katherine y Luis Ernesto, ambos de 11 años, no se habían visto nunca y solo hasta ayer pudieron contarse sus historias, muy parecidas la una de la otra.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.