EL SÁBADO HABRÍA PASO EN GUAMAL

EL SÁBADO HABRÍA PASO EN GUAMAL

El próximo domingo se reabriría el paso por la vía principal entre Guamal y San Martín, luego de que el desbordamiento del río Guamal hiciera colapsar un pontón y se llevara parte de la bancada, dejando parcialmente incomunicada a la región del Ariari con la capital del Meta.

21 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

El próximo domingo se reabriría el paso por la vía principal entre Guamal y San Martín, luego de que el desbordamiento del río Guamal hiciera colapsar un pontón y se llevara parte de la bancada, dejando parcialmente incomunicada a la región del Ariari con la capital del Meta.

El director encargado de la regional del Instituto Nacional de Vías (Invías), Andrés Anibal Corredor Matus, dijo que el miércoles en la mañana llegó una estructura metálica tipo Bally de 42 metros de longitud que está siendo ubicada en el sitio del incidente como medida emergente.

Mientras se instala la estructura metálica, el paso vehicular por esta vía sigue suspendido y los vehículos que requieran ingresar o salir a la región del Ariari deben tomar la vía por la inspección de San Lorenzo, en jurisdicción de Castilla La Nueva. Ello incrementa en aproximadamente una hora el recorrido entre Guamal y Granada.

El miércoles se presentó un incidente entre el alcalde de Castilla La Nueva, Edgar Fernando Amézquita, y las autoridades viales, puesto que el primero se negaba a permitir el paso de vehículos por su jurisdicción porque según él se deterioraba la vía y se registraba bastante contaminación auditiva, especialmente por parte de los vehículos de carga pesada.

Finalmente se llegó a un acuerdo entre las dos partes y se determinó que por esta vía alterna sólo se permite el paso de vehículos de dos ejes, y en el horario de cinco de la mañana a ocho de la noche. Así mismo, se acordó que la velocidad máxima a la que se puede transitar por este sector es de 30 kilómetros por hora.

De otra parte, al tiempo la administración de Guamal entregó un balance de las consecuencias que dejó la arremetida del invierno. Según Luis Alejandro Castellanos, secretario de Planeación del municipio, tres familias que vivían en el sector donde colapsó el puente perdieron sus viviendas y enseres y fueron temporalmente ubicados en el casco urbano de la localidad.

Según el reporte de la oficina de planeación, una de las tres familias está compuesta por 13 personas, mientras que otra la componen una madre jefe de hogar y sus siete hijos menores de edad. Incluyendo la tercera familia que perdió su casa, son en total 25 personas las afectadas en ese sector.

Unas 17 familias más, de las veredas La Isla, San Miguel y Pío XII también en esa jurisdicción, resultaron afectadas aunque en menor grado y permanecen en sus viviendas aunque el sector está en inminente riesgo. En principio la alcaldía entregó mercados a las familias más afectadas.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.