LOS INQUILINOS DE LA MISERIA:

LOS INQUILINOS DE LA MISERIA:

Señor Director:

22 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

Señor Director:.

Qué decepción cuando, después de elegir un modelo de gobierno que ha convencido con un supuesto programa lógico, coherente y dispuesto al trabajo por el país, sea una entidad externa como la ONU la que lance la voz de alarma sobre la catástrofe humanitaria de la Ciénaga de Cartagena. Además, sobre los niveles alarmantes de inequidad en nuestro país. Esa alcantarilla, como otras parecidas en todas las grandes ciudades y utilizada como hogar por cientos de miles de inquilinos de la miseria, es la víctima, directa o indirecta, de nuestro anacrónico y depravado proceso político y social.

En dónde estaban el Presidente, el obispo, el pastor, el congresista, el líder sindical, el comandante, la izquierda, la derecha, el gremio económico y de la salud? Pasaron alguna vez por esta pestilente ciénaga, mientras se reunían en los lujosos hoteles de Cartagena a discutir y beberse sus asuntos?.

Carlos Hernán Quintero B

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.