ARMERO, ENTRE LA MALEZA Y EL OLVIDO

ARMERO, ENTRE LA MALEZA Y EL OLVIDO

Las baldosas originales del parque que aún permanecen marcadas por la avalancha, son las únicas cosas visibles del desaparecido municipio de Armero (Tolima).

26 de mayo 2004 , 12:00 a.m.

Las baldosas originales del parque que aún permanecen marcadas por la avalancha, son las únicas cosas visibles del desaparecido municipio de Armero (Tolima).

Después de casi dos décadas del desastre y luego de que fuera declarado campo santo, la maleza y el olvido crecen entre cruces y recuerdos.

La maleza arrecia donde se arrodilló el Papa Juan Pablo II para hacer la plegaria, las lápidas han sido reventadas por las raíces de los árboles que permanecen a los lados y las calles se volvieron caminos estrechos, intransitables por la espesa vegetación que crece a diario.

Fernando Losada, alcalde de Armero-Guayabal, se lamenta que las únicas veces que se ve bien el Parque de la Vida, como alguna vez fuera bautizada la zona, es cuando se recuerda cada año la tragedia. "Solo en noviembre se acuerdan de Armero", dice.

La tumba de la niña Omayra Sánchez, el símbolo de la tragedia, permanece casi en ruinas, mientras el antiguo hospital que queda sobre la vía principal sigue abandonado a su suerte. "Lo primero que se tiene que hacer es hacer una reforestación en la zona", sostiene el alcalde.

El arquitecto Orlando Sepúlveda, director de la Corporación Parque de la Vida, que cumple 18 años de haber sido conformada, afirma que "después de casi 20 años es increíble que solo exista una valla sobre la vía que diga aquí se va a construir el Parque de la Vida".

Sepúlveda culpa del abandono a que no ha existido voluntad política. "Nos han incluido en planes de desarrollo de la Gobernación, pero nunca hay algo concreto. Los ministerios de Desarrollo y Cultura saben del valor histórico que esto tiene, pero solo se quedan en promesas", advierte.

Entre los proyectos que tiene la entidad es enaltecer los símbolos de la tragedia, crear un museo en el que se reviva la memoria histórica y cultivar las enseñanzas de la prevención y el desastre. "Que la zona se vuelva un lugar turístico de recuerdo para el mundo", anota Sepúlveda.

Humberto Tobón, secretario de Planeación departamental, dice que el alcalde no ha presentado un proyecto oficial para la recuperación. "Si se ha pensado en eso, pero el proyecto debe incluir la sostenibilidad de la zona, y hasta ahora no lo hay", dijo el funcionario.

El alcalde dice que Armero debe ser visto como un sitio histórico de reflexión y turístico para todo el mundo, e insiste en que debe haber más voluntad política para que el olvido no crezca al igual que la maleza.

FOTO:.

A pesar de estar inundada por la maleza, la zona donde era el parque principal de Armero es tal vez lo único visible a muchos metros a la redonda en este municipio.

Javier Amaya / EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.